martes. 25.01.2022 |
El tiempo
martes. 25.01.2022
El tiempo

El Santander prescindirá de varias de sus ocho oficinas en la capital lucense

La sucursal de Santander de la Rúa San Marcos. VICTORIA RODRÍGUEZ
La sucursal de Santander de la Rúa San Marcos. VICTORIA RODRÍGUEZ

Al menos dos de las que cerrará están en el centro, donde el banco, inmerso en un Ere, cuenta con cuatro en menos de un kilómetro

La presencia de cuatro oficinas del Banco Santander en el centro de la capital lucense en menos de medio kilómetro tiene los días contados. El brusco adelgazamiento de la red comercial que llevará a cabo la entidad que preside Ana Botín podría suponer el cierre de dos de esas sucursales, aunque la dirección todavía no ha facilitado en las negociaciones que mantiene con los sindicatos el emplazamiento de las que tendrán que bajar la verja.

El pulmón financiero de la ciudad sufrirá de esta manera un significativo cambio de imagen, pues al inminente cierre de alguna de estas cuatro oficinas, hay que sumar la del BBVA que dejó de prestar servicio a principios de mayo en la Rúa San Marcos.

Ese solapamiento de sucursales se ha producido progresivamente debido a las continuas incorporaciones que ha hecho el Banco Santander a su hólding. Esta entidad solo contaba con una en el centro de la ciudad, la del fondo de la Praza de Santo Domingo, que reformó recientemente. La de la Rúa San Marcos era de Banesto y las de Raíña y Praza Maior, también renovadas hace pocos meses, pertenecían al Banco Pastor y al Popular, respectivamente.

DESPIDOS. El Banco Santander ha puesto encima de la mesa el cierre de 19 oficinas en la provincia de Lugo, lo que supondrá el despido de unos 40 trabajadores, aunque no ha desglosado esa cifra a la espera de cómo se puede ver condicionada por el número de empleados que se acoja a las prejubilaciones ofrecidas.

El adelgazamiento de la red Santander supone que en la provincia haya un tercio menos de sucursales que hace una década: 200 frente a 322

El criterio de solapamiento primará a la hora de señalar en rojo las sucursales de las que prescindirá el banco que preside Ana Botín, la primera entidad financiera de España y la decimoctava del mundo por volumen de activos. Así, según precisan fuentes sindicales, en localidades lucenses en las que convivan dos, una del Santander y otra del antiguo Popular, cerrará una. Es el caso, por ejemplo, de Ribadeo, Vilalba, Sarria o Monforte de Lemos.

El principal tijeretazo se llevará cabo en la capital lucense, en donde cuenta con ocho oficinas, cuatro de ellas las mencionadas del casco amurallado.

A nivel autonómico la drástica medida que aplicará el Banco Santander afectará, en principio, a 135 sucursales, un tercio de las que tiene, y a 271 empleados, lo que supone más del 14% de su plantilla, que está compuesta más de 1.900 personas.

El Santander prescindirá de varias de sus ocho oficinas en la...
Comentarios