sábado. 06.06.2020 |
El tiempo
sábado. 06.06.2020
El tiempo

Se salta un control, conduce por la acera y lo cercan tras chocar con dos patrullas

Agentes de la Policía Local, en el momento de la detención del chico. EP
Agentes de la Policía Local, en el momento de la detención del chico. EP
La Policía Local detuvo al hombre en la N-VI tras una peligrosa persecución por la Avenida da Coruña, a la que se sumó un agente del CNP en un coche camuflado

Puso en peligro a los viandantes, a los conductores y a los agentes, pero lograron cercarlo antes de que ocurriera una tragedia. La Policía Local de Lugo detuvo este martes a un conductor -J.R.C.M., de 40 años y vecino de Lugo- que se fugó de un control en la Ronda da Muralla y recorrió toda la Avenida da Coruña, así como varios kilómetros de la Nacional VI, cometiendo todo tipo de infracciones. El hombre llegó incluso a conducir por la acera y a colisionar con dos patrullas.

El suceso se registró alrededor de las once y media de la mañana, cuando un agente de la Policía Local le dio el alto a un turismo en un control rutinario en la Ronda da Muralla, en las inmediaciones de la puerta de San Fernando. El agente le pidió al conductor que apagara el coche y que se bajara del mismo, pero el hombre aceleró de forma brusca y se dio a la fuga por la Avenida da Coruña.

El conductor fue seguido por tres dotaciones de la Policía Local. Un agente de la Nacional de paisano lo vio pasar y se sumó

En ese momento, todos los efectivos que se encontraban en el control -dos patrullas y un furgón de atestados-iniciaron una persecución digna de guión de cine. El conductor pisó todo lo que pudo en acelerador y se saltó todos los semáforos en rojo, adelantando a los turismos que estaban parados y poniendo en grave riesgo la seguridad vial.

El hombre continuó la marcha hasta llegar a la confluencia con Ramiro Rueda, donde no le quedó más remedio que frenar, ya que había una pequeña retención de tráfico. En ese momento, una patrulla de la Policía Local se puso a su lado y le dio una vez más el alto, pero el conductor giró bruscamente el volante y se subió a la acera, por donde siguió conduciendo durante más de cien metros, hasta regresar a la calzada. A lo largo de ese trayecto -una zona en el que hay un banco, una parada de bus y varias tiendas de alimentación- el hombre estuvo a punto de atropellar a varios viandantes, que tuvieron que correr para evitar ser arrollados.

Así, con la Policía Local pisándole los talones, el conductor continuó la marcha hacia el alto de Garabolos y un agente de la Policía Nacional -que realizaba en ese momento labores de vigilancia de paisano y en un vehículo camuflado- observó la escena y se sumó a la persecución. Aun así, la comitiva policial no hizo desistir al infractor, que accedió a la Nacional VI y circuló durante varios kilómetros, hasta que realizó un cambio de sentido para regresar a la ciudad.

El hombre intentó echar de la carretera a uno de los coches de la Local y al del agente del CNP, llegando a impactar contra ambo

Tras realizar esa maniobra, una patrulla de la Policía Local logró alcanzarlo y lo adelantó para cerrarle el paso, pero el conductor no se detuvo y llegó a colisionar con la parte trasera del coche oficial. El impacto tampoco frenó al hombre, que siguió la marcha, hasta que el agente de la Policía Nacional que se había unido a la persecución logró ponerse a su lado. Al verlo, el infractor -que viajaba en un Peugeot 306 de color gris-intentó echarlo de la vía y también llegó a colisionar con el vehículo camuflado.

Finalmente, antes de llegar al desvío de la Nacional VI hacia el polígono de O Ceao, el agente cruzó su coche en la calzada y las tres patrullas de la Policía Local lo rodearon de inmediato, poniendo así fin a su periplo. Los agentes de la Policía Local detuvieron al hombre, que al parecer ya había protagonizado otro altercado esa misma mañana en la zona de la Avenida da Coruña y en la Rúa Lavandeira, donde supuestamente increpó a varios viandantes y molestó a los clientes y a los propietarios de varias tiendas de alimentación.

Tras el arresto del conductor también intervino una patrulla del subsector de Tráfico de la Guardia Civil, que realizó un atestado.

Se salta un control, conduce por la acera y lo cercan tras chocar...
Comentarios