Óscar Poy niega que sepa nada sobre las amenazas a Arroxo

El concejal del PPdeG prestó declaración en el juzgado como testigo
undefined
photo_camera Óscar Poy, acompañado por Enrique Rozas, llega a los juzgados para declarar como testigo. XESÚS PONTE

Óscar Poy, concejal en la capital y diputado provincial del PPdeG, prestó este jueves declaración en calidad de testigo ante el juez Sergio Orduña, que instruye la investigación por las supuestas amenazas de muerte denunciadas por el teniente de alcaldesa y concejal del BNG Rubén Arroxo. Según confirmaron a este diario tanto fuentes conocedoras del caso como el propio Óscar Poy, el concejal popular negó tener cualquier relación con esas amenazas e incluso conocerlas.

Poy fue citado como testigo debido a que según la denuncia de Arroxo, algunas de las amenazas más graves se habían vertido en el muro de Facebook del popular, al que el nacionalista consideró instigador de las mismas. El autor, no obstante, había sido un vecino de Lugo al que Arroxo identificó como cercano al Partido Popular y a la Federación de Vecinos.

Este ya declaró ante el juez el pasado 4 de noviembre y alegó que le habían hackeado la cuenta solo para escribir los mensajes amenazantes, si bien a la vez seguía bajo su control, lo que le permitió borrarlos.

Esos comentarios habrían sido vertidos en el muro de Óscar Poy, si bien el hilo también fue borrado al completo sin que de momento se haya podido aclarar quién fue. Poy declaró este jueves que él ni siquiera recuerda haber visto esos comentarios o haber participado en la conversación con el supuesto autor de los textos, del mismo modo que no recuerda si se borró o no el hilo. Según explicó, es una persona muy activa en las redes sociales y no puede recordar todas las interacciones.

Por lo que respecta al acusado, dijo que solo lo conocía de vista, de "hola y adiós" porque es de Lugo de siempre y además forma parte, al igual que él, de una asociación del Arde Lucus, aunque no de la misma.

Tras esta declaración, se está pendiente de recibir un informe policial acerca de los comentarios amenazantes, ya que al parecer los policías que recibieron la denuncia pudieron verlos antes de que se borraran. No obstante, también se aportaron capturas de pantalla.

Comentarios