miércoles. 21.10.2020 |
El tiempo
miércoles. 21.10.2020
El tiempo

La Policía Local intensifica el control a los bares que están funcionando como pubs

Los agentes denunciaron en la madrugada de ayer un bar sito en la Rúa do Concello. XESÚS PONTE
Los agentes denunciaron en la madrugada de ayer un bar sito en la Rúa do Concello. XESÚS PONTE
Los agentes hicieron multitud de inspecciones desde el cierre del ocio nocturno y desalojaron ya seis locales por abrir de madrugada y servir copas. En el último, en la Rúa do Concello, denunciaron que había clientes fumando y sin mascarilla

Mientras que algunos hosteleros de la noche atraviesan por un mal momento con sus negocios obligados a cerrar a cal y canto, otros intentan ocupar su espacio y hacer el agosto saltándose a la torera la normativa. Esta conducta ha obligado a la Policía Local a intensificar la vigilancia y a controlar la actividad de algunos bares que están funcionando realmente como pubs, abriendo sus puertas de madrugada, fuera del horario permitido, y sirviendo copas a un tipo de cliente que tampoco hace gala de ningún tipo de responsabilidad.

Desde que se decretó el cierre del ocio nocturno, a mediados del pasado agosto, los agentes realizaron multitud de inspecciones para comprobar que los locales de hostelería de la capital respetan las limitaciones impuestas por el Gobierno gallego como medida de prevención del covid-19, por lo que tienen que cerrar antes de la una de la madrugada y no pueden permitir el acceso de ningún cliente desde las doce de la noche. Sin embargo, desde la entrada en vigor de estas restricciones, la Policía Local ya tuvo que desalojar seis locales, con licencia de café-bar, por funcionar realmente como pubs.

Los bares tienen que cerrar antes de la una, pero la Policía desalojó alguno que estaba abierto hasta las cinco

La última de estas intervenciones tuvo lugar en la madrugada de ayer, alrededor de la 1.45 horas, cuando una patrulla del Grupo Operativo Nocturno observó que un bar ubicado en la Rúa Concello se encontraba abierto y había clientes consumiendo bebidas, tanto en el interior como en el exterior de las instalaciones.

Los agentes inspeccionaron el local y comprobaron que había varios clientes fumando y que otros no hacían uso de la mascarilla de protección, por lo que levantaron varias actas por infracción a la normativa autonómica sobre medidas de prevención como consecuencia del coronavirus. Además, denunciaron al propietario del establecimiento por tener el local abierto y con clientes en el interior «fuera del horario establecido», así como por permitir fumar dentro del bar, donde había «varias colillas en el suelo, abundante humo y un fuerte olor a tabaco». Uno de los clientes les dijo a los agentes que no podía ponerse la mascarilla porque «la había perdido», por lo que fue denunciado por infracción a la Ley de Salud de Galicia.

respuesta. El propietario del bar que fue desalojado en la Rúa Concello reconoció que estaba atendiendo a clientes fuera de horario, pero negó que estos se encontrasen fumando y que no llevasen puesta la mascarilla. Este hostelero, Jesús Amigo, aseguró que dispone de grabaciones de las cámaras de seguridad del establecimiento que acreditan este desmentido.

La Policía Local también llevó a cabo actuaciones similares el último mes en otros establecimientos de hostelería de la Rúa da Cruz, Salvador de Madariaga y Rúa Milagrosa. En este último, los agentes comprobaron que el bar estaba lleno de personas, a las cinco y cuarto de la madrugada. Su dueña dijo que eran amigos celebrando una «fiesta privada».

La Policía Local intensifica el control a los bares que están...
Comentarios