Sábado. 17.11.2018 |
El tiempo
Sábado. 17.11.2018
El tiempo

La petición de más documentación deja otro año a Lugo sin playa pública

Piñeiro (derecha) supervisa la realización del estudio de batimetría para la zona de baño en el Miño. AEP
Piñeiro (derecha) supervisa la realización del estudio de batimetría para la zona de baño en el Miño. AEP

La Xunta requiere ahora un estudio de la fauna con caudal bajo y el Concello habla de boicot

Otro desencuentro entre administraciones va a dejar un año más a Lugo sin playa pública de baño, un proyecto que no acaba de arrancar desde que fuera anunciado en 2011 por el gobierno local socialista y el entonces bipartito provincial. El concejal de desarrollo sostenible, Daniel Piñeiro, explicó el viernes en rueda de prensa que la Confederación Hidrográfica del Miño-Sil acaba de informar al Concello de que la Xunta exige más documentación para dar la autorización ambiental a la futura zona de baño, entre ella, un estudio de la fauna del río que debe ser realizado en época de estiaje, cuando el caudal es más bajo.

"O ano pasado, a estiaxe declarouse a finais de agosto", se lamentó el edil, que asume que habría que esperar este año quizá más tiempo debido al volumen de precipitaciones del invierno.

Piñeiro, que criticó que la Xunta no haya pedido este tipo de estudios para autorizar actuaciones con más impacto en ríos, como algunas canteras o la ampliación de varios embalses, llegó a calificar de "boicot" la actuación de la administración autonómica ante este proyecto, ya que dijo que también había tardado seis meses en responder a la solicitud inicial del Concello.

ERRORES. El concejal reconoció en todo caso los errores que había en la documentación que se presentó para tratar de conseguir la autorización, como el hecho de haber incluido una localización diferente a la prevista. El grupo municipal del PP advirtió hace meses de este fallo, que obligó al Concello a reenviar de nuevo la documentación con el emplazamiento corregido.

La Xunta requiere también ahora al Concello que presente una batimetría de la zona del río en la que irá la zona de baño que sea realizada en época de estiaje. Piñeiro admitió que en la documentación no se indicó la fecha en la que se hizo el estudio, aunque aclaró que fue realizado el 18 de octubre de 2016. "Só hai que mirar as estatísticas do caudal nesa data que ten a Confederación na súa web para saber que se fixo en estiaxe", comentó el concejal, quien considera que, en todo caso, durante la tramitación de un expediente, las administraciones suelen hablar para requerir que se complete la documentación si es necesario.

"Os nosos técnicos fanno cando se trata de conceder licenzas como as que pide a Xunta para rehabilitar edificios na Tinería, aínda que logo o señor Balseiro acúsanos de deslealdade institucional", indicó. Piñeiro anunció que a pesar de la petición de nueva documentación, el Concello no va a renunciar a seguir tramitando el permiso para poder ejecutar el proyecto.

Por su parte, desde el PP se critica al gobierno local por "culpar a outros" de que no haya playa fluvial este verano y asegura que, en los últimos meses, solo corrigió uno de los seis puntos que la Xunta instó a corregir en el expediente ambiental de la zona de baño.

La petición de más documentación deja otro año a Lugo sin playa...
Comentarios