José Peñín asegura que Terras do Navia es una zona vitivinícola "de futuro"

El creador de la influyente guía prevé que se llegue a comercializar un producto de este valle a "15 o 20 euros la botella"
Luis Paadín, Pilar García Porto y José Peñín, en la conferencia. VICTORIA RODRÍGUEZ
photo_camera Luis Paadín, Pilar García Porto y José Peñín, en la conferencia. VICTORIA RODRÍGUEZ

"Si tuviera 20 años menos, yo invertiría en comprar una parcela en Terras do Navia". José Peñín, que está considerado como el escritor de vinos más prolífico en lengua castellana y que creó la influyente guía que lleva su apellido, considera que esta es una zona vitivinícola "de futuro".

El creador de la Guía Peñín, el referente más influyente en el comercio internacional de vinos españoles y la más consultada a nivel mundial, afirmó que "el creciente interés por zonas escondidas puede llegar a permitir que se pueda vender un vino de 15 o 20 euros la botella de Terras do Navia gracias a las redes sociales".

José Peñín ofreció este viernes, junto a otro de los referentes del mundo del vino, Luis Paadín, una conferencia organizada por la Diputación de Lugo, en la que destacó que "los viticultores más expertos está buscando para invertir zonas que no están en las pasarelas de la comunicación", como, a su juicio, Terras do Navia, ya que "está más cerca de la pureza en su relación con el paisaje, el suelo, la vegetación..." y sus viñedos son "más viejos".

"Tenemos que concienciarnos de que es una zona de futuro, no de grandes volúmenes, de 80.000 o 100.000 botellas por bodega", precisó este enólogo que lleva 45 años en la profesión.

Peñín, que recordó que en su guía figuran ocho caldos de la Ribeira Sacra con más de 95 puntos, destacó de esta denominación de origen que sus suelos de granito y pizarra le permiten producir "unos vinos espectaculares".

El otro ponente, Luis Paadín, que es técnico en Vitivinicultura y Enología por la Universidad de Vigo, sumiller y creador de la Guía de Vinos, Destilados y Bodegas de Galicia, afirmó que "no soy cazador de vinos, soy disfrutón de vinos".

Luis Paadín, con 30 años a sus espaldas en el mundo del vino, sostiene que las bondades de los caldos de Lugo se asientan en cuatro patas: sus múltiples microclimas; su rico suelo de granito y pizarra; sus variedades de uva —más de una veintena— y la cultura del vino.

"Lugo es el único sitio en Galicia donde tienen sentimiento de vino, donde se bebe el vino de la tierra. Es lo que ha defendido Ribeira Sacra como nadie. Lugo es capaz de tener un paisaje en cada botella", dijo este escritor y enólogo, que ha visitado las zonas vitivinícolas de más de una treintena países.

Un sector vital para la provincia
La portavoz socialista del gobierno provincial, Pilar García Porto, que presentó este foro, en el que también se realizó una cata, afirmó que el vino es "fundamental para a economía e para o emprego, pero tamén para preservar a nosa identidade cultural".

García Porto considera que este sector ayuda a fijar población y ofrecer alternativas a los jóvenes para desarrollar sus proyectos. "Un rural con vides y bodegas é un rural vivo e conectado co mundo", dijo.