A Milagrosa tendrá menos de 10 médicos cuando abra el centro de salud integral

Sanidade dejará previsiblemente abiertos cupos en los dos ambulatorios, de manera que los pacientes puedan decidir en qué centro sanitario quieren consultar a su facultativo de Familia
Centro de salud de A Milagrosa, que está pendiente de una remodelación. SEBAS SENANDE
photo_camera Centro de salud de A Milagrosa, que está pendiente de una remodelación. SEBAS SENANDE

El futuro del centro de salud de A Milagrosa, una vez que entre en funcionamiento el de A Residencia, será el de la reducción drástica de sus usuarios, primero; una muy necesaria reforma, después, y finalmente, volver a la actividad asistencial con un número de facultativos mucho menor, por debajo de la decena.

A Milagrosa es ahora mismo el centro de salud lucense más sobrecargado con diferencia. Tiene 18 médicos de Familia, entre los que atienden por la mañana y por la tarde, cuyos cupos suman unos 30.000 pacientes. Sanidade ha anunciado reiteradamente que el nuevo centro integral de salud que se está levantando en A Residencia dará cobertura a entre 20.000 y 21.000 usuarios. El grueso saldrá de A Milagrosa porque se espera que las consultas de alrededor de una docena de facultativos de ese centro se trasladen al nuevo edificio de A Residencia.

Mover cupos a un nuevo centro no es fácil, especialmente cuando son tan numerosos como estos. Muchos pacientes pueden preferir el traslado porque les da acceso a un centro nuevo y mucho mejor dotado que el actual, con servicios de los que ahora no disponen y que, por tanto, será más resolutivo. Podrán, por ejemplo, acudir a fisioterapia. Como, además, las tarjetas sanitarias adscritas a un centro pueden ser de personas que viven en las calles aledañas a ese centro pero también de zonas bastante alejadas, podría coincidir que, en realidad, el de A Residencia les quede más próximo a su vivienda. Pero también puede darse la situación contraria, la del paciente que prefiera continuar en su centro de siempre, que quizás le quede más a mano o en un entorno más conocido.

Obras del nuevo centro integral de salud de A Residencia. SEBAS SENANDE
Obras del nuevo centro integral de salud de A Residencia. SEBAS SENANDE

Finalmente, para una gran mayoría la decisión dependerá exclusivamente del lugar en el que ejerza su médico. Una relación mantenida en el tiempo con el médico de Familia es muy importante para la mayoría y clave para esa actividad asistencial.

Aunque hay varias formas de hacer ese traslado, la más sencilla y, previsiblemente, por la que optará el Sergas será la de mover determinadas consultas, dejar otras en A Milagrosa e inicialmente abrir en ambos centros varios de los cupos de los profesionales, de forma que los pacientes que prefieran uno u otro centro tengan la oportunidad de asegurarse la cobertura en él. De esta forma se produce una reorganización más acorde con las preferencias de los pacientes, ya que si no les toca en el centro de su elección podrán cambiar al otro.

Aunque el Sergas permite cambiar de médico de Familia a aquel que el paciente elija, con independencia del centro de salud en el que ejerza, la mayoría optan por uno en un centro próximo. Además, muchos facultativos tienen sus cupos cerrados porque llegan a las 1.500 tarjetas adscritas. En A Milagrosa, de 18 médicos ahora mismo solo 6 tienen el cupo abierto.

PLAZOS. La previsión de Sanidade es que las obras del CIS concluyan este año. Aunque se han iniciado ya procesos de compra de equipos destinados a ese nuevo centro, lo más probable es que no entre en funcionamiento hasta 2023.

Entonces se podrá hacer el traslado de las consultas de A Milagrosa y del PAC de Fingoi y una vez finalizado, comenzar las obras en el centro de salud de A Milagrosa.

Pediatría
De la Praza de Ferrol al CIS
La apertura del centro de salud integral (CIS) de A Residencia supondrá la recolocación en A Residencia de las consultas pediátricas de A Milagrosa que habían sido trasladadas al ambulatorio de la Praza de Ferrol en 2012.

Espacio previsto
El proyecto de remodelación del antiguo Materno incluye habilitar espacios para cuatro consultas de Pediatría en la primera planta.

Un alquiler menos
Trasladar las consultas de Pediatría a Praza de Ferrol permitió al Sergas dejar de alquilar un edificio adyacente al centro de salud de A Milagrosa, que era donde estaban instaladas.

1985 fue el año en el que el servicio público de salud compró el edificio en el que se encuentra el centro al doctor Plácido Vila, que durante 13 años regentó allí un conocido hospital materno.


Algunos usuarios de Fingoi pasarán a tener su médico de cabecera en A Residencia

Algunos de los pacientes que en estos momentos tienen su médico de cabecera en Fingoi podrán pasar a ser atendidos en el nuevo centro integral de A Residencia. Previsiblemente el Sergas cambiaría algún cupo de uno a otro, teniendo en cuenta que muchos de los usuarios de Fingoi viven en zonas mucho más próximas al antiguo Xeral, como Avenida das Américas, por lo que les podría convenir ese cambio.

La apertura de cupos en ambos centros permitiría a esos pacientes seguir en Fingoi si así lo prefiriesen por algún motivo, ya que esa es la manera más probable en la que se acometerá el traslado. Aunque otra opción sería la de asegurar la prestación asistencial en el centro más próximo a la residencia del paciente, lo cierto es que dirimir de cuál se trata es una labor muy compleja cuando se habla de tantos pacientes como los que se moverán de A Milagrosa a A Residencia.

El traslado del PAC desde las instalaciones de Fingoi a las que se abrirán en el antiguo materno, sumado a la mudanza de alguna de las consultas de médicos de Familia, permitirá al centro de salud contar con más espacio, algo muy necesario.

Lo cierto es que, ahora mismo, en horario de mañana ya se está haciendo uso del espacio de consultas del PAC. La pandemia ha hecho que en todos los centros de salud sea preciso contar con más espacio, ya que al establecer circuitos específicos para pacientes con patología respiratoria fue preciso hacer uso de más superficie.

Sanidade espera que la apertura del nuevo PAC, al tener más capacidad resolutiva, contribuya a aligerar las urgencias del Hula. Contará con radiodiagnóstico, de forma que algunas fracturas, por ejemplo, se podrán resolver sin ir al hospital.

Comentarios