Miércoles. 19.09.2018 |
El tiempo
Miércoles. 19.09.2018
El tiempo

Martínez dice que un "debate de perogrullo" en la Diputación frena a las residencias

Manuel Martínez, supervisando las obras de la futura residencia de Becerreá. PEPE TEJERO
Manuel Martínez, supervisando las obras de la futura residencia de Becerreá. PEPE TEJERO

El vicepresidente provincial afirma que el centro de Castroverde podría haber empezado a funcionar en febrero

El vicepresidente de la Diputación y presidente de Suplusa, Manuel Martínez, opina que la primera residencia de la tercera edad construida por la institución, en el municipio de Castroverde, podría haber empezado a funcionar "en el mes de febrero" si no fuese por un "debate de perogrullo" sobre la propia gestión de esas instalaciones en el seno del gobierno provincial.

Martínez explicó que en la tarde de este jueves se reunirá el consejo de administración de Suplusa, una empresa pública cuyo capital depende íntegramente de la aportación de la institución provincial, para cederle la propiedad de los terrenos y el edificio de la residencia de Castroverde a la propia Diputación, una vez finalizada la "encomienda de gestión" para su construcción.

GESTIÓN. Sin embargo, indicó el presidente de Suplusa, mientras el pleno de la Diputación de Lugo no decida lo contrario, es la empresa pública la que tiene "la encomienda" para abrir y gestionar las residencias de las tercera edad.

De hecho, precisó que el permiso para iniciar la actividad en la residencia de Castroverde -PIA- ha sido concedido por la Xunta de Galicia a nombre de Suplusa, de modo que si la Diputación optase por asumir directamente la gestión de esas instalaciones, la empresa pública tendría que "cederle el PIA".

"Eso es algo que no se va a hacer", afirmó Martínez, quien aseguró que Suplusa está dispuesta a ir abriendo todas las residencias construidas por la Diputación a medida que vaya disponiendo de los correspondientes permisos por parte de la Xunta de Galicia, porque los vecinos de los municipios que cuentan con este servicio están esperando a que empiece a funcionar "como agua de mayo".

Según ese modelo, la Diputación de Lugo mantendría la propiedad directa de las instalaciones, pero sería Suplusa la que se encargaría de su gestión.

RESIDENCIAS. El presidente de la Diputación, Darío Campos, informó de que tiene intención de llevar al próximo pleno provincial el plan de viabilidad y la ordenanza con el precio por plaza, para sacarlos adelante por "consenso" con los grupos de la oposición y proceder a la apertura de las residencias.

Respecto a las demás residencias, Martínez aclaró que Suplusa "espera" que la Xunta conceda la pertinente autorización administrativa para su apertura para proseguir abriendo las que faltan, fundamentalmente las de Pol, Trabada y A Fonsagrada, "que se pueden abrir ya".

Posteriormente, está previsto abrir los centros de Pedrafita y Ribas de Sil. En el primero de ellos las obras ya han concluido y se está pendiente de la contratación de su amueblamiento, mientras que en la segunda se están rematando los últimos trabajos de la construcción, aclaró.

Martínez dice que un "debate de perogrullo" en la Diputación frena...
Comentarios