martes. 12.11.2019 |
El tiempo
martes. 12.11.2019
El tiempo

Lugo, urbe a la cola en reciclaje pese a tener 1.500 contenedores

Contenedores. SEBAS SENANDE
Contenedores. SEBAS SENANDE

Cada lucense separa al año 28,23 kilos de residuos, 10 menos que la media gallega, y Cs propone un quinto recipiente para basura orgánica

El Concello de Lugo tiene 1.475 contenedores para reciclar residuos domésticos y de negocios, los de color azul para papel, amarillo para envases y verde para vidrio. Sin embargo, es la segunda ciudad gallega, tras Pontevedra, que menos recicla, en total 28,34 kilos por habitante. La media gallega es de 38,98 kilos. La urbe que mejor separa es Santiago, según Ecoembes y Ecovidrio, que son las entidades a donde van a parar los envases y el papel y, por otro lado, el vidrio. Para mejorar la selección de residuos y el coste ambiental de su tratamiento, Ciudadanos propone la creación de un quinto modelo de contenedor, exclusivo para basura orgánica.

Según Ecoembes y Ecovidrio, en Lugo hay 777 contenedores de envases, 335 de papel y 311 de vidrio. En total, 1.475 recipientes de reciclaje, a los que hay que sumar algo más 1.500 para basura orgánica, si se da por bueno el último dato aportado por el Concello, según el cual el año pasado había en total unos 3.000 contenedores en su territorio. La cifra actual, solicitada por este periódico hace varias semanas, no fue aportada. En 2014, durante la huelga de basura que vivió la ciudad durante más de dos meses se quemaron numerosos contenedores y, desde entonces, en algunas épocas siguen produciéndose incendios aislados. A eso hay que añadir los recipientes que se rompen por vandalismo o por su uso durante el tiempo.

La queja de escasez de contenedores es recurrente pero, sin datos que puedan corroborar si los contenedores se reponen o no en su totalidad -el gobierno local asegura que sí se hace-, es difícil saber si efectivamente el número es insuficiente o si la queja responde solo a una percepción o al deseo de tener un contenedor al lado de casa, que no enfrente, porque esta circunstancia también suele ser motivo de protesta, ya que muchas veces los contenedores y la zona que los rodea están sucios y desprenden mal olor.

Olga Louzao: "Introducir un quinto colector custaría uns 600.000 euros e debería incluírse no novo contrato de recollida do lixo"

La ubicación de los recipientes de basura nunca satisface a todos, pero en algunos casos parece evidente que el reparto no es el idóneo y surgen dudas sobre si el número de contenedores o la periodicidad de recogida son suficientes. Por ejemplo, los vecinos de Montirón tienen que desplazarse hasta Fontiñas para depositar el papel y en muchas zonas de la ciudad es frecuente ver los contenedores azules a rebosar de cartones e incluso montones apilados al lado. En Alfonso X el Sabio se quejan de falta de contenedores amarillos.

La poca limpieza y el precario mantenimiento son quejas habituales en los barrios, según la encuesta realizada por la federación vecinal. En algunos casos, como As Gándaras, también piden recogida más periódica.

En territorio urbano, el vaciado de los contenedores verdes (residuos orgánicos) es diario y nocturno, pero en la zona rural , que acoge a aproximadamente el 10% de la población de Lugo, la recogida es diurna y se realiza con mucha más periodicidad. Como contrapartida, los vecinos no pagan por este servicio, ya que este se factura con el recibo del agua y en muy pocas parroquias hay suministro municipal y por tanto tampoco existe padrón de basura.

TASA. La tasa por recogida de basura es lineal por vivienda y está fijada en 21,63 euros por domicilio al trimestre (los negocios e industrias pagan en función de la actividad y de la superficie) y está congelada desde hace cinco años. Es un servicio deficitario ya que, según los datos más recientes, el Ayuntamiento ingresa unos 6,6 millones de euros en recibos y paga 7,1 a Urbaser, la empresa de recogida de basura (que también presta otros servicios, como la limpieza viaria), y 2,8 a Sogama por el tratamiento de la basura. En 2017 envió 33.500 toneladas a la planta de incineración de Cerceda.

Lugo genera diariamente unas 92 toneladas de residuos (casi un kilo por habitante), si se suman los que van a la planta de Sogama y los que van a Ecoembes y a Ecovidrio

Lugo genera diariamente unas 92 toneladas de residuos (casi un kilo por habitante), si se suman los que van a la planta de Sogama y los que van a Ecoembes y a Ecovidrio, de cuya recogida también se ocupa Urbaser desde 2007.

Para mejorar el reciclaje y la gestión de los residuos domésticos y avanzar en el cumplimiento de la directiva europea que establece que en 2020 debe reciclarse el 50% de los residuos, Cs propone un contenedor solo para materia orgánica, ya que ahora esta va al contenedor verde mezclada con otros residuos.

La portavoz de Cs, Olga Louzao, recuerda que la propia Sogama está interesada en separar la fracción húmeda que llega a sus instalaciones para facilitar la incineración de los residuos, que usa como combustible para producir electricidad, y este año inauguró una planta de compostaje, para dar servicio a los municipios más próximos.

Cs estima en unos 600.000 euros el coste de habilitar un nuevo tipo de contenedor, ya que el coste de un recipiente de recogida selectiva de carga trasera se sitúa en unos 400 euros la unidad, y la formación calcula que serían necesarios unos 1.500 contenedores.

A mayores estaría el coste de recogida separada de estos residuos orgánicos, que debería incluirse en el nuevo contrato de recogida de basura, caducado desde marzo del año pasado. El gobierno trabaja en la redacción del pliego para volver a contratar el servicio. el de mayor cuantía del Concello, recuerda Cs.

Lugo, urbe a la cola en reciclaje pese a tener 1.500 contenedores
Comentarios