LOS PREMIADOS

José Quiñoá: el sarriano preside La Unión, una referencia en la villa

La entidad tiene más de un siglo de historia y agrupa a 500 familias
El presidente de la sociedad La Unión de Sarria, José Quiñoá. AEP
photo_camera El presidente de la sociedad La Unión de Sarria, José Quiñoá. AEP

En 1965, con 18 años recién cumplidos, José Quiñoá Díaz se estrenó como socio de La Unión de Sarria y, desde entonces, ya nunca dejaría de pertenecer a una entidad cultural y recreativa que es todo un referente en la villa. Su amor por esta sociedad, con más de un siglo de historia a sus espaldas, le animó en 2008 a postularse como presidente en un momento delicado por la situación económica y de funcionamiento que atravesaba. Desde entonces, junto con el resto del equipo directivo y colaboradores, lleva las riendas de una entidad que se ha visto revitalizada y de la cual forman parte alrededor de 500 familias sarrianas.

José Quiñoá, nacido en la parroquia de Farbán en el año 1947, en el seno de una familia dedicada al trabajo del campo y a la compraventa de quesos, es de los que cree que cada persona debe contribuir de algún modo a la comunidad en la que reside.

Y su manera de hacerlo es actuando como pedáneo desde hace ya varias décadas y en su papel en La Unión, una sociedad pensada desde su fundación en 1919 para el fomento de la cultura y el civismo, valores que sigue cultivando 103 años después.

Aficionado a la huerta, a los caballos y a la música, Quiñoá fundó en 1976 una empresa de electricidad, al frente de la cual estuvo hasta 2012, ejerciendo también como vicepresidente de la Asociación provincial de Instaladores Electricistas de Lugo. Según dice, la experiencia de gestión en el mundo empresarial le ayudó en su trabajo en La Unión, que dirige desde hace ya 14 años y que oferta una amplia variedad de actividades, desde cursos hasta conferencias o mesas redondas.

A lo largo de todo este tiempo vio cumplidos objetivos como sanear cuentas y mejorar la histórica sede —un edificio que data de 1890 conocido como Villa Aurelia—, incluida la restauración de sus singulares galerías, donde incluso tomó café el rey Alfonso XIII. Convencido del "importante" papel que desempeñan las sociedades culturales, aguarda un futuro prometedor para La Unión, para que continúe cumpliendo con su labor como entidad "aberta e claramente integradora".

Preservar un amplio legado
Bajo el mandato de Quiñoá, La Unión alcanzó uno de sus hitos más importantes: la conmemoración de su centenario y la publicación de un libro con tal motivo. Junto con el resto de directiva y socios asume la misión de preservar un amplio legado para toda la sociedad sarriana.

Comentarios