Investigadores de la USC estudian una bioeconomía para la montaña

El programa impulsa la ganadería extensiva para el desarrollo sostenible del hábitat
Miembros del equipo de investigación del proyecto RuraltXa!. EP
photo_camera Miembros del equipo de investigación del proyecto RuraltXa!. EP

El impulso de la bioeconomía rural a través de la revalorización de la ganadería extensiva en áreas de montaña, vinculada con la conservación de la biodiversidad, centra los objetivos del proyecto RuraltXa!, una iniciativa de I+D financiada con más de 1,5 millones de euros de fondos Next Generation de la UE a través de la Fundación Biodiversidad, dependiente del Ministerio para la Transición Ecológica. En ella participan investigadores de la Escuela Politécnica Superior de Ingeniería del Campus Terra junto con otros colegas de Hazi Fundación y de la UDC, que es la entidad coordinadora del proyecto.

Este se prolongará hasta finales del año 2025 y sus actividades abarcan desde la cartografía y la caracterización socioeconómica, legal y administrativa de las actividades tradicionales desarrolladas en enclaves de montaña del norte peninsular (Galicia y País Vasco), hasta la implementación de planes de manejo basados en resultados de conservación, con indicadores, medidas y recomendaciones de gestión ganadera que impulsen la bioeconomía rural, entre otras.

La implicación de la USC en este proyecto se concreta en gran medida en la coordinación técnica del mismo, una labor que recae en un equipo interdisciplinar formado por Ramón Alberto Díaz Varela, Emilio Rafael Díaz Varela, Almudena Hospido Quintana, César A. Blanco Arias, R. Alfonso Laborda Bartolomé y Alberto Fraile de Benito. Su cometido abarca la coordinación y evaluación del estado de conservación de hábitats, la redacción de planes de manejo, acciones de conservación, evaluación de servicios ecosistémicos y de la sostenibilidad del ciclo de vida de actividades ganaderas.

CUATRO ÁREAS. Las actuaciones desarrolladas y proyectadas por este equipo de investigación de la USC se concretan en cuatro áreas de trabajo concebidas como áreas piloto, tales como son la Serra da Groba, en Pontevedra; Serra da Faladoira, en A Coruña, y Monte Maior y Serra do Xistral, en la provincia de Lugo. Se trata de cuatro espacios de montaña caracterizados por la presencia de queirogais secos y húmedos, así como de turbeiras altas y de cobertor, hábitats, en todo caso, muy ligados al mantenimiento de actividades tradicionales, explican.

César A. Blanco señala en este sentido que el proyecto RuraltXa! permite a sus promotores trabajan a favor de la creación de un sistema integrado de impulso a la bioeconomía para personas productoras comprometidas con un manejo sostenible y respetuoso con la conservación de los hábitats.

Comentarios