martes. 24.05.2022 |
El tiempo
martes. 24.05.2022
El tiempo

Interceptado por sexta vez al volante en Lugo pese a carecer de carné de conducir

El vehículo decomisado por la Guardia Civil. EP
El vehículo decomisado por la Guardia Civil. EP
Las autoridades le han decomisado el vehículo que utilizaba habitualmente

La Guardia Civil de Lugo ha detectado a un infractor multirreincidente al que interceptaron por sexta vez al volante de un turismo, pese a carecer del permiso de conducción correspondiente. En concreto, el hombre había sido investigado anteriormente en cinco ocasiones, con sentencia firme en cuatro de ellas. Tras comprobar estos antecedentes, los agentes procedieron al decomiso del vehículo. 

Según ha relatado el instituto armado, fue una patrulla de la Benemérita la que avistó el turismo cuando circulaba por el kilómetro 501 de la carretera N-6, en la provincia de Lugo. Los agentes le ordenaron detener el automóvil y comprobaron que "era la misma persona que en anteriores ocasiones había sido investigado por los mismos hechos conduciendo ese mismo vehículo". 

El infractor había sido condenado anteriormente en cuatro ocasiones con sentencias firmes por conducción con pérdida de vigencia del permiso de conducción por agotamiento de la totalidad de los puntos de su permiso, además de que carece del permiso de conducción para el vehículo utilizado, permiso clase B. 

Por ello, la Benemérita procedió al decomiso cautelar del vehículo, utilizado tanto en esta, como en ocasiones precedentes, y su puesta a disposición de la autoridad judicial.  Esta incautación del turismo se pudo llevar a cabo, a pesar de que el conductor no era el titular del mismo, tras "acreditar que este vehículo era el habitualmente utilizado por este usuario de riesgo", destaca la Benemérita. 

Al respecto, explica que la legislación vigente permite la intervención de los vehículos utilizados en la comisión de delitos contra la seguridad vial "cuando se observe multirreincidencia" en la comisión delitos tipificados en los artículos 379 y 384 (excesos de velocidad, conducción bajo los efectos de alcohol o drogas y conducción sin permiso de con pérdida de puntos o privación judicial del mismo), e incluso, matizan las mismas fuentes, "con carácter excepcional en los supuestos de la comisión de un único delito cuando las tasas, influencia o exceso sea de extraordinaria gravedad y generadoras de un intenso peligro". 

Asimismo, esta medida, puede llevarse a cabo en aquellos casos de conducción "manifiestamente temeraria", matiza, como las carreras ilegales. Además, el vehículo puede ser decomisado incluso aunque este no sea de titularidad del investigado, "si se puede a acreditar fraude en la titularidad administrativa del vehículo, siendo esa titularidad una mera propiedad ficticia", puntualiza la Guardia Civil, que añade que estas circunstancias pudieron ser acreditadas en este caso. 

Los vehículos decomisados, si la autoridad judicial así lo determina, pueden ser adjudicados a la Administración del Estado, o en otros casos, entregados en un centro autorizado de tratamiento de vehículos para el achatarramiento de los mismos.

"ESTRECHA VIGILANCIA". La Guardia Civil recuerda que, los agentes encargados de la vigilancia y control del tráfico, "establecen una estrecha vigilancia a todos los conductores que, por su habitualidad en el incumplimiento de las normas de tráfico, ponen en alto riesgo la seguridad vial". 

Por parte del Grupo de Investigación y Análisis de Tráfico (GIAT) del Subsector de Lugo, añade, "se vigila y se hace un especial seguimiento a aquellos conductores que tienen estas conductas de riesgo de forma reiterada". 

Interceptado por sexta vez al volante en Lugo pese a carecer de...