sábado. 17.08.2019 |
El tiempo
sábado. 17.08.2019
El tiempo

El Hula organiza un programa de asistencia específico para los 476 pacientes que más ingresan

Sala del hospital de día. X. PONTE
Sala del hospital de día. X. PONTE

El plan se centra en pacientes que tienen enfermedades crónicas inestables y han sido hospitalizados tres o más veces el último año

En el área centro de la provincia hay casi 500 pacientes que ingresaron al menos tres veces el año pasado por razones que no tenían nada que ver con una cirugía. Esas 476 personas, en conjunto, sumaron más de 2.000 hospitalizaciones a lo largo de ese periodo. Solo en el primer trimestre de 2019 ya tuvieron 437 ingresos, con una estancia media de 7,23 días en el hospital, e hicieron 518 visitas a Urgencias.

Específicamente para ellos el Hula pondrá en marcha este mes un programa de asistencia compartida entre profesionales del centro y de Primaria que, según explican Alfredo Silva, director de procesos asistenciales; Rafael Monte, coordinador de área de consulta ambulatoria y Fernando Lamelo, director de procesos con ingreso, tiene como objetivo global "mejorar su calidad de vida". Evidentemente, se aspira a que ingresen menos; que cuando lo hagan pasen menos tiempo hospitalizados; que se espacien más sus ingresos y que reduzcan las visitas a Urgencias.

Con este programa, esos pacientes serán derivados al llamado hospital de día de procesos, antes llamado hospital de día polivalente. El hospital de Lugo cuenta desde hace años con lo que Silva califica de "semillas" del actual hospital de día. La más veterana es la de Neumología, que ya empezó en Calde a aplicar a algunos de sus pacientes tratamientos hospitalarios de forma ambulatoria, sin necesidad de que ingresaran. A estos enfermos se les ofrecía un contacto para que, directamente, pudieran consultar con el especialista o con personal de Enfermería del servicio si se encontraban mal.

Los pacientes serán atendidos en el Hospital de Día de Procesos, que trabajará en contacto con el servicio de Primaria

De igual forma Medicina Interna hacía lo propio con los pacientes con insuficiencia cardíaca y Geriatría con pacientes que viven en residencias de la tercera edad. En todos los casos, la idea del hospital de día es que una descompensación no tenga que implicar necesariamente un ingreso; ser capaz de adelantarse a un momento inestable y ofrecer un tratamiento adecuado, con una respuesta ágil, a estos pacientes, que son frágiles y muy complejos.

El hospital de día de procesos tendrá diferencias claras frente a cómo se venía trabajando hasta ahora. Fundamentalmente, que contará con un servicio de admisión propio, con personal propio y que involucrará a Primaria en el seguimiento del paciente, Además de unas instalaciones ampliadas y mejoradas. El paciente tendrá, además de su médico de referencia en Primaria, a otro en el hospital y ambos estarán en contacto. El de cabecera, que tendrá en su listado identificados a los pacientes del hospital de día, tendrá la posibilidad de hacer una derivación rápida (de entre 24 y 48 horas) si el enfermo necesita algún tratamiento o prueba que debe hacerse en el hospital.

Los 476 multiingresadores seleccionados para el programa acudieron a Urgencias 518 veces en el primer trimestres

Aunque los pacientes tendrán que seguir acudiendo a Urgencias en ocasiones, en otras podrán evitarlo porque si, ante cualquier problema, reciben asistencia puntual y rápida por parte de Primaria y una cita para el hospital de día fijada para la jornada siguiente el paso por ese servicio quizás no sea necesario. "En el futuro se pretende que sea el hospital de día el que decida sobre la necesidad de ingreso de esos pacientes", explica el doctor Silva.

MENOS INGRESOS. Será imposible evitar todos los ingresos, por supuesto, pero se aspira a reducirlos, a limitarlos a los imprescindibles. Lo cierto es que, en el caso de estos pacientes multiingresadores, una hospitalización tiende a propiciar otra y otra. Cuando uno de esos enfermos acude a Urgencias a causa de una descompensación y un médico revisa su historia clínica es relativamente fácil que concluya que la complejidad de su caso aconseja el ingreso, que difícilmente a un paciente así se le podrá ofrecer una solución a su descompesación en tres o cuatro horas.

Esa decisión puede no ser la que tome un médico que sí conoce al paciente, que está familiarizado con las particularidades de su caso y que tiene experiencia en tratar descompensaciones anteriores. "La probabilidad de que se decida un ingreso desde Urgencias aumenta en el caso de los pacientes que ya han ingresado muchas otras veces antes. Esto no es que ocurra en Lugo, es que ocurre en todo el mundo", aclara el doctor Monte.

El médico de cabecera tendrá identificados a los pacientes del programa y podrá derivarlos al hospital de día en 24-48 horas

El hospital de día de procesos recibirá a pacientes de varios programas. Por un lado, los que ya funcionaban hasta ahora: los de Epoc, insuficiencia cardíaca y residentes en centros sociosanitarios, y sumará el de multiingresadores. Este es, en realidad, una rama más de una estrategia diseñada por la gerencia del área para regular los flujos de pacientes, empezando por los que precisan atención con más celeridad.

En un primer lugar se establecieron vías rápidas para un centenar de enfermedades, problemas de salud que no precisan una atención en el mismo día pero sí en los días o semanas siguientes. Se fijó el límite en 21 días y ahora se revisará el protocolo de derivación desde Primaria para que se incluyan otras patologías y también algunas pruebas diagnósticas.

El programa de ingresadores frecuentes responde a la necesidad de organizar otro grupo distinto de pacientes: enfermos inestables que deben acudir con mucha frecuencia a Urgencias y a consultas, que precisan de una respuesta rápida para evitar ingresos por parte de sanitarios familiarizados con sus casos y que tienen un manejo muy complicado.


Pacientes a tratamiento en el hospital de día. XESÚS PONTE

Un comité de sanitarios y trabajadores sociales decidirá sobre los casos
El nuevo programa y la nueva organización del hospital de día llevará aparejada la creación de un comité de atención integrada, un órgano de decisión donde se estudiarán los casos y se elegirá para los pacientes los pasos a seguir. La idea es similar al del comité de tumores, que reúne a todos los médicos implicados en el tratamiento de un determinado paciente para seleccionar en conjunto la mejor opción terapéutica (cuándo ser operado, con qué técnica, cuándo recibir quimio, radio o inmunoterapia, cuándo cambiar de tratamiento y qué recibir entonces...).

En este caso, el comité no se reunirá en el momento en el que el paciente se incorpore al programa de multiingresadores del hospital de día, sino que se hará cuando se deba cambiar la estrategia. Por ejemplo, si se decide que el paciente no se beneficia de determinados tratamientos en el hospital y conviene que los reciba en su domicilio o que reciba cuidados paliativos. Estarán representados todos los que intervengan en su atención, desde los médicos de cabecera hasta los trabajadores sociales.

La enfermera gestora de casos es una figura clave del programa, ya que será el contacto del paciente y quien se encargue de dar prioridad a un paciente u otro en las citas para asegurar que se atiende su problema antes de que empeore.

El hospital de día del Hula será el primero del Sergas que cuente con una historia clínica por procesos. En una pestaña específica, se reúne toda la información de salud del paciente, desde consultas y pruebas hasta los planes individualizados de cuidados programados por la enfermera gestora.

 

El hospital de día abrirá también por la tarde el próximo invierno
El malestar de un enfermo es, evidentemente, imprevisible y, por lo tanto, imposible de circunscribir a un horario. Por ese motivo, la intención de la gerencia del Hula es la de que el hospital de día de procesos esté operativo durante toda la jornada, mañana y tarde.

Por el momento, funciona de ocho a tres, aunque algunos tratamientos que precisan de varias horas para aplicarse se alargan a la tarde, hasta las cinco. Sin embargo, las citas se dan solo en horario de mañana, tanto para consultas como para recibir tratamientos. 

La ampliación del horario ayudará a que los pacientes no recurran con tanta frecuencia a Urgencias y permitirá quizás también aumentar el número de enfermos adscritos al programa. La intención de la gerencia es, con el tiempo, ampliarlo y que no se ciscunscriba solo al área centro ni tampoco exclusivamente a los enfermos con más de tres ingresos en un año.

El Hula organiza un programa de asistencia específico para los 476...
Comentarios