domingo. 22.09.2019 |
El tiempo
domingo. 22.09.2019
El tiempo

La Hidrográfica hará ya una escollera en el río para asegurar la carretera al colegio de A Ponte

La alcaldesa y el presidente del CHMS, tras la reunión en el Concello. MARÍA G. MORADO
La alcaldesa y el presidente del CHMS, tras la reunión en el Concello. MARÍA G. MORADO
La próxima semana prevé iniciar el muro, de 36 metros y 4 de alto, y se reafirma en arreglar el caneiro de O Muíño, que generó la erosión

La Confederación Hidrográfica del Miño-Sil prevé iniciar la próxima semana la construcción de una escollera en el río Miño, aguas abajo del puente romano, para asegurar la carretera que lleva al colegio de A Ponte. Se trata de una actuación de emergencia motivada por la erosión que presenta en esa zona la ribera, cuyos taludes soportan el vial que conduce al centro escolar. El muro tendrá 36 metros de largo y 4 de alto y costará 85.000 euros, según anunció el presidente de la CHMS, José Antonio Quiroga.

Esta actuación fue solicitada por el primer teniente de alcalde, el nacionalista Rubén Arroxo, este verano y ya entonces un técnico del organismo estatal acudió a comprobar el estado de los taludes y a certificar su erosión. Esta se produjo porque la rotura del caneiro de O Muíño hace que el caudal se comporte de forma distinta y que en épocas de crecidas el agua afecte especialmente a esa zona de ribera. Este lunes, Quiroga informó a la alcaldesa, la también socialista Lara Méndez, del inminente inicio de la obra, que será compatible con la actividad en el colegio, aseguró. Ambos indicaron que las administraciones se coordinarán para establecer el plan de tráfico. La obra no debería prolongarse más allá de una semana o de diez días, apuntó Quiroga.

El presidente de la Hidrográfica anunció esta actuación y reafirmó el compromiso del organismo que dirige con otros proyectos pendientes en la ciudad. Así, recordó que la voluntad de la CHMS es reparar el caneiro de O Muíño, no solo por el daño que la situación ocasiona a la ribera sino por la importancia para la ciudad en otros aspectos —la falta de represa impide a los piragüistas entrenar, por ejemplo— y por el interés histórico-etnográfico. Recordó que la CHMS tiene preparado el proyecto de restauración (valorado en 308.000 euros), pero que está a la espera de que la Audiencia Nacional resuelva el último recurso que interpusieron contra la reversión de la concesión del caneiro y de O Muíño, quienes en su día tuvieron su aprovechamiento.

El muro tendrá 36 metros de largo y 4 de alto y costará 85.000 euros

La CHMS prevé que la Audiencia falle a su favor —"xa hai unha primeira sentenza favorable", recordó— y no contempla el escenario de que no sea así y de que haya que establecer los mecanismos para obligar al concesionario a hacer la obra. La estructura lleva rota desde 2013, cuando la empresa que rehabilitó el puente hizo una apertura en ella para bajar el nivel del río, con el compromiso de volver a cerrarla cuando acabara. No lo hizo y transcurrió el plazo para que el Concello se lo exigiera.

Además de este caneiro, Quiroga volvió a anunciar la intención de intervenir en "todos os urbanos", aunque de momento no constan proyectos ni dinero. Serían el caneiro de A Tolda y uno, del que queda poco, situado entre el de O Muíño y el de A Tolda, ya que el de la fábrica de la luz entra dentro del proyecto municipal de rehabilitación de esta instalación, que sigue parado. Inca, que era la empresa adjudicataria, quiere renunciar a él por las trabas que dice que sufrió por parte de CHMS y el Concello, y llevó a este a juicio, aunque no hay sentencia.

Por otro lado, se está a la espera de que la Audiencia Nacional resuelva el recurso del Concello por la multa de más de 200.000 euros que recibió de la CHMS, al hacerle responsable, como promotor y vigilante de la obra, del dique que Inca levantó fuera del lugar autorizado.

El río Miño va bajo, pero no hay alerta por sequía
El Miño a su paso por la ciudad presenta estos días un nivel bajo de agua, de forma que es posible ver el basamento del puente romano e incluso cruzar caminando de un lado a otro del cauce. Sin embargo, el caudal es el habitual de muchos años por esta época y de momento la Confederación Hidrográfica del Miño-Sil no activó la alarma por sequía. "Está dentro dos parámetros normais", apuntó el presidente de la CHMS.

"Hai que darse conta de que o Rato non é o Miño"
 Quiroga indicó que no hay ningún plan para el Rato, donde en algunas zonas la vegetación tapa todo el cauce y donde en el pasado llegó a barajarse la eliminación de alguna represa. "Os lucenses teñen que darse conta de que o Rato non é o Miño", afirmó, en alusión a que es un río pequeño y a que es normal, dijo, que el estiaje baje en verano y la vegetación crezca. Esto último se ve favorecido por la falta de sombra.

A punto los permisos para zona de baño, termas...
La ciudad espera por permisos de la CHMS para ejecutar diversos proyectos, como la zona de baño aguas abajo de O Muíño. Solo falta el informe favorable de la Hidrográfica y su presidente avanzó que espera que se emita pronto. La CHMS también estudia los proyectos municipales de termas artificiales y de mejora del paso bajo la N-VI, para los que Quiroga cree que no va a haber obstáculo por parte de la CHMS.

La Hidrográfica hará ya una escollera en el río para asegurar la...
Comentarios