domingo. 29.03.2020 |
El tiempo
domingo. 29.03.2020
El tiempo

EL CONCELLO ESTUDIA PEDIR PERMISO PARA LA VIDEOVIGILANCIA DE O CEAO

El fotorrojo se mantendrá en la Ronda y el PP pide cambiarlo por un radar

Novo y Lara Méndez
Novo y Lara Méndez
Pese al último fallo judicial que anula una multa, la alcaldesa dice que hay otras sentencias que avalan que no precisa control metrológico. Jaime Castiñeira considera que se debe apagar

La alcaldesa Lara Méndez reiteró este martes que el Concello mantendrá operativo el fotorrojo instalado desde hace años en la Ronda da Muralla, a la altura de la gasolinera, a pesar de que una sentencia del juzgado de lo Contencioso número 1 de Lugo acaba de anular una multa por entender que este sistema precisa de un control metrológico.

Lara Méndez asegura que ya hubo cuatro sentencias anteriores que desestimaron recursos de conductores captados por este dispositivo saltándose el semáforo en rojo y que pedían la anulación por la falta de la inspección, por lo que considera que este nuevo fallo es solo una visión "distinta" por parte de un juez.

La regidora quiso destacar además que todas las decisiones que adopta el gobierno local se amparan en informes de los técnicos municipales, que en este caso concluyen que el sistema no precisa de ese control metrológico y puede seguir operando.

"Vaise manter en servizo porque non se trata dun radar, que si precisa dunha inspección periódica, senón que é unha cámara que capta imaxes", comentó la regidora que considera que, a pesar de la última sentencia, no hay nada nuevo que indique que se tenga que apagar de forma momentánea. En todo caso, Lara Méndez indicó que seguirán atentos a las opiniones y sentencias que se vayan sucediendo, aunque reiteró que la tesis que mantiene el Concello es la de que el sistema es legal tal y como funciona en la actualidad.

INICIATIVA DEL PP. El portavoz municipal del PP, Jaime Castiñeira, considera sin embargo que la última sentencia sobre el fotorrojo de Lugo debería llevar al gobierno local a tomar la decisión de retirar de forma definitiva este sistema de la Ronda da Muralla debido a la "inseguridade xurídica" que se genera a partir de ahora con las multas impuestas. También cree el político del PP que se justifica la retirada por la "inseguridade na condución" que asegura que provoca este dispositivo, ya que explica que muchos conductores no saben en qué momento tienen que detenerse y afrontan con intranquilidad el paso por este semáforo.

El portavoz popular cree además que se ha conseguido lo que se buscaba con la implantación de los dos radares de velocidad que hay en esta vía y que es "a fin dos accidentes de tráfico na Ronda da Muralla".

Castiñeira anuncia además que su grupo presentará una iniciativa ante el Concello para que se sustituya el fotorrojo por un radar que controle los posibles excesos de velocidad que se pueden dar en esta parte de la Ronda y que la cámara de los semáforos no capta. "O control da velocidade sería máis que dabondo e non se trata dun sistema que semella máis de caza ao condutor e con afan recadatorio", asegura el portavoz popular al referirse al fotorrojo. Además, considera que el punto de la Ronda donde está ubicado este dispositivo "é un semáforo coma outro calquera dos instalados na cidade e non precisa dun control específico con ese sistema".

Castiñeira añade que un radar en esta parte de la vía que rodea la muralla serviría para complementar a los otros dos, que se ubican junto al edificio administrativo de la Xunta y frente a la Porta do Carme, para regular así las velocidades de los vehículos en esta transitada vía.

El portavoz municipal del PP también critica que el fotorrojo se haya convertido en un mero sistema de recaudación para las arcas municipales y, de hecho, según los datos aportados por el Concello, solo en los tres primeros trimestres del año pasado ingresó 289.000 euros con estas sanciones, que son de 200 euros y retirada de cuatro puntos del carné.

SENTENCIA DEL SUPREMO. Una sentencia del Tribunal Supremo de otoño pasado que dio la razón a un conductor captado por un fotorrojo en San Sebastián abrió la puerta al recurso de las sanciones de estos dispositivos tanto en Lugo como en otros ayuntamientos.

Inicialmente, el Concello lucense tuvo dudas sobre el alcance de la sentencia y, aunque en un primer momento decidió mantener activo el fotorrojo, en enero de este año optó por apagarlo por precaución.

Lo volvió a encender en marzo, después de que el juzgado de lo Contencioso Administrativo número 2 de Lugo, en respuesta al recurso de un conductor, dictaminara que, en el caso del fotorrojo, no resulta relevante la velocidad a la que circula el vehículo y, por tanto, no precisa de la revisión metrológica.

Los juzgados dieron la razón al Concello en tres casos más, pero ahora una sentencia se la dio a la propietaria de un vehículo captado por el fotorrojo y que recurrió una sanción de 600 euros por no haber identificado al conductor.

El fotorrojo se mantendrá en la Ronda y el PP pide cambiarlo por un...
Comentarios