Un domingo (casi) veraniego

En Lugo se superaron los 20 grados, pero el viento enfrió el ambiente y hasta tiró algunas sombrillas junto al puente romano
El viento tiró sombrillas en la zona del Puente Romano. EP
photo_camera El viento tiró sombrillas en la zona del Puente Romano. EP

El fuerte viento tiró sombrillas en establecimientos de hostelería al lado del puente romano del río Miño en Lugo.

Galicia vivió un domingo veraniego en el que muchos aprovecharon para ir a la playa. La temperatura máxima se registró en Leiro, con 30,7º.  En Lugo se llegó hasta los 20,5º.

La mayor racha de viento fue captada en Punta Candieira, en Cedeira: 96 km/h. En Penedo do Galo (Viveiro) superó los 80º. 

Está previsto que la próxima semana arranque con una bajada de las temperaturas.