jueves. 14.11.2019 |
El tiempo
jueves. 14.11.2019
El tiempo

Diez colegios copan la presión para escolarizar a los niños de tres años

Niños entrando a un colegio lucense
Niños entrando a un colegio lucense
Tendrán que baremar cinco centros concertados, cuatro públicos que dan servicio a la zona centro y sur y uno en la zona norte

El proceso de admisión en centros escolares para niños de tres años —los que entrarán en cuarto de infantil en el mes de septiembre— completó este lunes la fase de entrega de solicitudes. Según los datos provisionales que manejaban los colegios este lunes a las 14.00 horas —fin del plazo para la entrega presencial de la instancia—, diez centros escolares de la ciudad tendrán que recurrir al baremo de méritos para adjudicar los puestos escolares dado que las solicitudes superan las plazas disponibles.

Estos datos tienen este año más carácter provisional que nunca porque por primera vez se puso en marcha una aplicación informática que permitía a los padres solicitar plaza telemáticamente y, para estos casos, el plazo no terminaba hasta las doce de la noche, según indicaron algunos directores. De hecho, las cifras que se aportan en esta información hacen referencia, en la mayoría de los casos, a las solicitudes entregadas en persona en los centros, por lo que pueden variar cuando este martes o miércoles se haga un recuento más exhaustivo.



Una primera lectura de las solicitudes deja entrever que este año no hay grandes cambios con respecto a campañas anteriores. La mayor presión por las plazas escolares se registra en los centros públicos que dan servicio a la zona centro y sur de la ciudad y en la mayoría de los concertados. En la zona norte, la nota más destacada está en el Luís Pimentel, donde este año se disparó la demanda de forma llamativa. Para las 75 plazas que tiene —es el centro de la capital con más capacidad y el único con tres líneas—, recibió 91 instancias.


Tras dos o tres años en los que prácticamente todos los centros de la parte más septentrional y occidental de la ciudad vieron subir sus cifras de matrícula —el año pasado Albeiros y Casás tuvieron que baremar y en 2015 también lo hicieron, además, Luís Pimentel y Menéndez Pelayo—, este año solo el Pimentel se verá obligado a comparar los méritos de las familias, pero lo hará tras experimentar una de las mayores demandas de los últimos años.

La mayor demanda la registró este año el Luís Pimentel, que recibió 91 solicitudes para las 75 plazas que oferta 



Los otros colegios públicos que tendrán que recurrir al baremo serán Fingoi II, Rosalía de Castro, Anexa y As Mercedes, los que reciben los alumnos del entorno de San Roque, Ramón Ferreiro, Montirón y Rúa Santiago, aproximadamente. En el Illa Verde, que da servicio a Augas Férreas y Acea de Olga, este año, sin embargo, hubo dos vacantes.

La demanda fue también muy elevada en los colegios concertados, puesto que al menos cinco de los ocho centros de este tipo las solicitudes superaron la oferta. Según los datos disponibles este lunes al mediodía, es el caso de San José, Cervantes, Divino Maestro, Divina Pastora y Franciscanos.

Los padres no casados o divorciados no pudieron entregar la solicitud en la secretaría virtual porque no aceptaba dos firmas



Según los equipos directivos de los distintos centros, la mayoría de las familias gestionaron las solicitudes directamente con los centros en lugar de hacerlo por internet. Además, la plataforma no permitía usar dos firmas digitales en la secretaría virtual y, en el caso de padres separados, divorciados o no casados, es obligatorio que los dos cónyuges rubriquen la solicitud, por lo que quienes estaban en esta situación tuvieron que llevar el formulario en persona aunque lo hubieran cubierto en internet.

En los centros que han de baremar se abrirá esta semana un plazo de diez días para entregar la documentación que justifica los méritos alegados.

Diez colegios copan la presión para escolarizar a los niños de tres...
Comentarios