sábado. 08.05.2021 |
El tiempo
sábado. 08.05.2021
El tiempo

Denuncian que se perdieron 6.000 llamadas al 091 desde el cierre de las salas de Lugo y Ourense

Agentes de la Policía en una sala de atención del 091. EUROPA PRESS
Agentes de la Policía en una sala de atención del 091. EUROPA PRESS
El Sindicato Unificado de la Policía asegura que antes el tiempo de respuesta era de media de dos a tres minutos y ahora "llega incluso a quince"

El Sindicato Unificado de la Policía (SUP) denuncia que se "perdieron 6.000 llamadas" al 091 desde la unificación en la sede de A Coruña y el cierre de las salas de Lugo y Ourense. Así, avisa de la falta de "calidad" del servicio.

 "Desde el primer momento anticipamos una problemática que a día de hoy es una realidad, se están perdiendo llamadas al 091", ha asegurado el portavoz del sindicato en Galicia, Roberto González, tres mantener una reunión con integrantes del PP local de Ourense. El portavoz del SUP ha asegurado que no es un servicio de calidad como el que se pretende ya que presenta "múltiples deficiencias" desde que se puso en funcionamiento la centralización del 091 de las provincias de Lugo y Ourense en A Coruña. 

El SUP señala que desde el pasado 8 de marzo se recibieron 25.000 llamadas de las tres ciudades y se perdieron 6.000, un dato que supone "prácticamente el 25% de las recibidas". En concreto, indica que no pueden ser atendidas a causa de la "falta de recursos" y porque "la infraestructura no fue la adecuada". "Aún no se comenzaron las obras para ampliar la sala del 091 en A Coruña", ha indicado. 

Así, ha señalado que aunque por cada turno trabajan cuatro agentes, en ocasiones, "llegan a estar solo tres", una cifra que han contextualizado exponiendo que "desde Ourense reciben 2.000 llamadas al mes, desde Lugo 2.500 y un poco menos de 10.000 de la provincia de Coruña". 

Asimismo, han hecho saber que desconocen cuántas de esas llamadas "perdidas" fueron "por un tema urgente" y, por ello, solicitan una auditoría. "El servicio a día de hoy es deficiente y pedimos una auditoría. Muchas de esas llamadas puede que no tengan importancia o una necesidad urgente pero otras son urgentes y necesitan respuesta inmediata", ha esgrimido Roberto González. 

En cuanto al tiempo de respuesta, reclaman que antes la media era de dos a tres minutos mientras que, ahora "llega incluso a quince minutos" y el de acción, "depende" de las patrullas disponibles en ese momento. "Hay momentos con más indicativos y, por tanto, se agiliza pero la media para Ourense es de 3 minutos desde que la persona realiza la llamada y da la incidencia en la que tiene que intervenir la policía nacional". 

A pesar de todo, ha destacado el "gran esfuerzo" que realizan los operadores de A Coruña que tienen que "atender las tres ciudades con pocos recursos".

El representante del SUP Antonio Pousa ha precisado que el problema de la centralización también afecta a la hora de actuar por el desconocimiento de las indicaciones que se dan en las llamadas, "muchas se realizan identificando la calle por lugares específicos que desde Coruña no se conocen y eso retrasa la acción". 

Para el coordinador local del Partido Popular, Jesús Vázquez, que ha comparecido junto a los representantes del SUP, a veces "aparecen anécdotas que son las que llegan a la sociedad como la de un atraco en Santiago de Compostela donde la llamada fue desviada a Madrid". Con todo, ha advertido de que se trata de una "mínima parte de los errores" que se están cometiendo por problemas en cuanto a personal e infraestructura". 

"El día 29 se perdieron 181 llamadas de las tres provincias cuando la media estaba en 20 o 30, estamos hablando de que se está perdiendo una quinta parte más", ha criticado antes de solicitar que "si no se puede retrotraer la decisión de volver el 091 Ourense", decisión que sería lo "ideal", ha pedido que, "por lo menos, se incremente el personal y los materiales, que se trate de un servicio que garantice que atienden las llamadas y que el tiempo de respuesta no se ve perjudicado". 

"Un minuto ante un arma blanca puede significar la vida y no estamos jugando", ha denunciado Vázquez, quien ha añadido que esta situación no se ha producido solo en la sede del 091. Así, la ha extendido a toda la Policía al citar el "deterioro de los coches", la "falta de chalecos", así como la existencia de un único desfibrilador en toda la comisaría". 

Denuncian que se perdieron 6.000 llamadas al 091 desde el cierre de...
Comentarios