Confirmada la condena a 10 años y medio de cárcel a dos hombres que robaron en el Burger King

También intentaron robar en El Corte Inglés de A Coruña
Sede del TSXG. ARCHIVO
photo_camera Sede del TSXG. ARCHIVO

La Sala de lo Civil y Penal del Tribunal Superior de Xustiza de Galicia (TSXG) ha confirmado la sentencia de la sección segunda de la Audiencia Provincial de A Coruña en la que condenó a diez años y medio de cárcel a cada uno de los dos hombres que, el 17 de enero de 2023, tras sustraer un coche en Oleiros, intentaron robar, sin éxito, en El Corte Ingles de Ramón y Cajal, en A Coruña.

Tal y como recoge el fallo, entes de entrar en el local, uno de los procesados se colocó una bolsa del propio establecimiento en la cabeza para evitar ser reconocido, y el otro, con la misma intención, portaba unas gafas de sol, una braga y un gorro.

En cuanto accedieron al local, según el relato de hechos probados de la sentencia, uno de ellos fue directamente hacia el auxiliar de seguridad que custodiaba la zona de entrada y descargó sobre su cara "un spray de pimienta o semejante", mientras que el otro condenado entró con un extintor e hizo alguna descarga con él, provocando humo para tratar de impedir ser grabado por las cámaras y generar confusión mientras se dirigía a obtener algún producto de la tienda.

Finalmente, huyeron sin robar nada ante la intervención de un vigilante de seguridad de la empresa, quien se encontraba en las proximidades, dentro de la tienda.

Los magistrados de la Sala de lo Civil y Penal rechazan que se quebrantasen las normas y garantías procesales, como alegaron los recurrentes, pues consideran "indudable" que cuando fueron fotografiados en la vía pública eran investigados "porque estaban siendo ciertamente objeto de una incipiente investigación, al existir buenas razones para ello en una fase preprocesal, donde no podrían ostentar aún la condición que se pretende por la defensa".

Entre el resto de motivos de apelación, todos ellos rechazados por el TSXG, figuran error en la valoración de las pruebas o vulneración del principio de presunción de inocencia.

La Sala relata en la sentencia, confirmada por el alto tribunal gallego, que, tras huir de A Coruña, ambos se dirigieron en el coche hasta el Centro Comercial As Termas, en Lugo, donde robaron la caja registradora del Burger King. Tras marcharse del establecimiento, fueron observados por un coche policial y se inició una persecución por la A-6, en sentido Madrid.

"Condujeron a gran velocidad, pese a las circunstancias climatológicas adversas, hasta que, sobre las 23,30 del mismo día, en el punto kilométrico 473 tuvieron un accidente", señala el tribunal de primera instancia, quien explica que, al llegar la policía, no estaban. Al día siguiente, ambos fueron detenidos.

La Audiencia condenó a ambos a diez años y medio de cárcel como autores de un delito de robo de uso de vehículo a motor, con la agravante de reincidencia; por una tentativa de un delito de robo con violencia o intimidación en establecimiento abierto al público con uso de armas o instrumentos peligrosos, con las agravantes de reincidencia y uso de disfraz; dos delitos leves de lesiones -por los que les ha impuesto una multa-; y un delito de robo con fuerza en establecimiento abierto al público.

Los magistrados también les impusieron la prohibición de aproximarse a El Corte Inglés de Ramón y Cajal durante un periodo de cuatro años y medio. Además, a uno de los condenados lo sentenciaron, como autor de un delito de uso ilegítimo de un documento de identidad auténtico, pero ajeno, a otros seis meses de cárcel.