lunes. 20.09.2021 |
El tiempo
lunes. 20.09.2021
El tiempo

Condenados dos menores por partirle la mandíbula a un joven discapacitado

Los acusados declararon ante el juez de Menores, en Armando Durán. AEP
Los acusados declararon ante el juez de Menores, en Armando Durán. AEP
Los agresores, que celebraban un cumpleaños en un parque, se mofaron de la víctima cuando paseaba a su perro y lo atacaron. El juez les impuso libertad vigilada y un curso sobre el respeto

El juzgado de menores número 1 de Lugo condenó a dos adolescentes que se mofaron de un joven discapacitado y lo golpearon con tanta agresividad que le partieron la mandíbula. El juez consideró probado que los dos acusados –que cuando sucedieron los hechos tenían 15 y 17 años, respectivamente– cometieron un delito de lesiones, por el que les impuso una medida de libertad vigilada y la obligación de someterse a un programa formativo "sobre la importancia del respeto a los demás, especialmente a las personas que se diferencian de uno por alguna circunstancia".

Según refleja la sentencia, el incidente tuvo lugar sobre las nueve de la noche del 27 de junio de 2019, cuando los acusados celebraban un cumpleaños en un parque con unos amigos. La víctima pasó por el lugar con su perro y los menores comenzaron a reírse y a decirle que se llevara de allí al animal, ya que le tenían alergia.

Uno de los jóvenes del grupo, con la intención de mofarse del hombre –que tenía reconocida una discapacidad del 34%– le preguntó si no era capaz de regresar a su casa sin el perro. La víctima le contestó que sí y se marchó del lugar. Sin embargo, poco después, volvió a pasar por la zona sin el can y los dos acusados se acercaron a él y comenzaron a empujarle.

El juez explica que uno de los menores le dio varios puñetazos en la cabeza, mientras que el otro lo tiró al suelo y le propinó una patada en la cara. A consecuencia de la agresión, la víctima sufrió una fractura de la mandíbula, por los dos ángulos, y padeció "una agravación o desestabilización de sus trastornos mentales".

Los dos agresores fueron acusados de sendos delitos de lesiones y el juez de menores los condenó. Al joven que tenía 17 años cuando se produjo el altercado le impuso ocho meses de libertad vigilada y la obligación de realizar un curso formativo con una duración de 100 horas. El otro menor fue condenado a diez meses de libertad formativa y a realizar un curso de 150 horas. "El objetivo de estas medidas", explica el magistrado, "es que no vuelvan a cometer delitos y que reflexionen sobre las consecuencias que sus actos han tenido para la víctima, así como sobre las consecuencias de la utilización de la violencia para la sociedad, para uno mismo y para sus seres queridos".

RECURSO. Tras conocerse la sentencia condenatoria, la madre de uno de los menores presentó un recurso de apelación ante la Audiencia Provincial, alegando que la fuerza empleada por su hijo en el ataque no fue suficiente para provocar una rotura de mandíbula. El tribunal reconoce que "es muy difícil calcular la intensidad y el lugar exacto en el que un impacto provoca una fractura mandibular", pero explica que todos los testigos señalaron que el menor le propinó a la víctima varios puñetazos y que la mandíbula se rompió por dos lados, por lo que confirma la condena de Menores.

Los padres de los agresores pagarán 17.865 euros
Además de las medidas impuestas a los dos acusados, el juez fijó una responsabilidad civil que suma un total de 17.865 euros. Esta cantidad tendrá que ser abonada por los padres de los menores "como responsables civiles solidarios". Una de las familias fue condenada a pagar 5.955 euros (4.822 a la víctima y 1.133 al Sergas), mientras que la otra abonará 11.910 euros (9.644 al lesionado y 2.266 al Sergas).

Abono de las costas
Los menores, y en consecuencia sus tutores legales, también fueron condenados a pagar a medias las costas judiciales.

Condenados dos menores por partirle la mandíbula a un joven...