domingo. 19.09.2021 |
El tiempo
domingo. 19.09.2021
El tiempo

Condenada una pareja que extorsionó a un menor para que consiguiera joyas

La agresión al menor tuvo lugar en una zona de aparcamiento próxima a una discoteca. SEBAS SENANDE (AEP)
La agresión al menor tuvo lugar en una zona de aparcamiento próxima a una discoteca. SEBAS SENANDE (AEP)
Lograron que el chico les entregara cadenas y pulseras de su familia por valor de 1.045 euros ►El juez impuso cuatro años y medio de cárcel al acusado y dos años de prisión a su compañera

El juzgado de lo Penal número 2 de Lugo condenó a una pareja que extorsionó a un menor durante meses para que les entregara las joyas de su familia, llegando a robarle el móvil y a partirle el labio de un puñetazo. El juez le impuso al acusado una pena de cuatro años y medio de prisión como autor de dos delitos de robo con violencia e intimidación y uno de amenazas, mientras que su compañera fue condenada a dos años de cárcel por una de las sustracciones.

La sentencia considera probado que, en el mes de octubre de 2017, la pareja se acercó a un chico de 16 años que caminaba con un amigo por la zona de la Carballeira de Augas Férreas y el acusado les dijo: "Dadme todo lo que tenéis; rápido y calladitos". Los chicos se asustaron y uno de ellos sacó diez euros del bolsillo y se los entregó a los asaltantes, creyendo que de este modo se marcharían y todo quedaría en un susto. Sin embargo, los acusados comprobaron que el menor era una víctima fácil y decidieron extorsionarlo.

Los acusados consiguieron su número de teléfono y comenzaron a enviarle mensajes de texto y de audio por Whatsapp, en los que le dirigían amenazas como: "Si no nos traes oro o dinero vamos a por ti" o "sabemos donde vives y también donde estudias, no te dejaremos tranquilo". Preso del pánico, el joven siguió sus indicaciones y quedó con ellos para entregarles varias joyas de su familia, concretamente dos cadenas de oro con sus medallas, una cruz de Caravaca de oro, una pulsera de bautizo y otras alhajas de oro, tasadas en un total de 1.045 euros.

A pesar de que el menor hacía lo que le indicaban, la pareja se mostraba cada vez más violenta. De hecho, en la madrugada de Fin de Año , los acusados se acercaron al chico en el aparcamiento de una discoteca y, sin mediar palabra, el hombre lo empujó contra el capó de un coche y le propinó un fuerte puñetazo en la cara. Acto seguido, le arrebató del bolsillo el teléfono móvil –un Iphone 7 valorado en 360 euros– y 20 euros en efectivo. A consecuencia de la agresión, el menor acabó con el labio roto y decidió contarle lo sucedido a sus progenitores, que denunciaron los hechos.

La Policía Nacional abrió una investigación y detuvo a los asaltantes, un joven de nacionalidad colombiana, que en aquel momento tenía 22 años, y una chica natural de A Coruña, de 24 años, ambos con antecedentes penales por otros hechos delictivos.

La pareja fue condenada y recurrió el fallo ante la Audiencia Provincial de Lugo. El acusado alegó que el menor se contradijo en sus declaraciones y que les había entregado las joyas como un "préstamo con intereses", pero la sala considera que dicha versión resulta "rocambolesca" y que la declaración de la víctima fue "reiterada y lineal", solamente con algunas "imprecisiones lógicas". De este modo, el tribunal confirma la condena impuesta por el Penal 2, por lo que la sentencia es firme.

Arrestados a los dos meses por un asalto similar
Tras ser detenida por extorsionar al menor, la pareja pasó a disposición del juzgado de instrucción número 3 de Lugo, que estaba de guardia, y el magistrado decretó su puesta en libertad con cargos. La pareja retomó su vida habitual y tan solo dos meses más tarde asaltó a otro chico de 15 años. El menor salió de clases particulares y fue abordado en la Rúa Irmáns Carro. El acusado lo agarró con fuerza por el cuello desde atrás y le dijo al oído: "Dame todo el dinero que lleves o te rajo".

Un botín de seis euros
Según quedó recogido en la denuncia presentada entonces ante la Policía Nacional, el menor les entregó varias monedas, que sumaban un total de seis euros. Además, no contentos con el dinero, la chica comenzó a cachear al adolescente –mientras su compañero lo sujetaba– con la intención de arrebatarle el móvil. Sin embargo, la víctima logró sacar fuerzas de donde pudo y consiguió zafarse de los asalantes y huir.

Puestos en libertad
Los agentes detuvieron una vez más a los asaltantes, que volvieron a prestar declaración en el juzgado de Instrucción número 3 de Lugo. Tras escuchar sus testimonios, el magistrado decretó su puesta en libertad con cargos.

Condenada una pareja que extorsionó a un menor para que consiguiera...