sábado. 26.09.2020 |
El tiempo
sábado. 26.09.2020
El tiempo

Las cenas de Navidad llenan este fin de semana y el próximo los restaurantes

Unas compañeras de trabajo celebrando este jueves la comida de Navidad. XESÚS PONTE
Unas compañeras de trabajo celebrando este jueves la comida de Navidad. XESÚS PONTE
Propietarios de establecimientos de hostelería de la capital lucense coinciden en apreciar que este año se produce una recuperación en este tipo de celebraciones, en las que los comensales cierran menús de unos 40 euros de media

La mayoría de los restaurantes de la capital lucense colocarán el cartel de completo en la noche de este viernes, la del sábado y la de los días 20 y 21 de este mes, debido a las cenas de Navidad que celebran compañeros de trabajo y pandillas de amigos. Encontrar una mesa para un grupo se antoja complicado este y el próximo fin de semana, las fechas señaladas en rojo en los calendarios de los que quieren salir a disfrutar con los suyos de esta época festiva.

Varios empresarios lucenses de hostelería coinciden en señalar que este año se está apreciando una recuperación de este tipo de celebraciones en comparación con pretéritas fiestas navideñas.

Los menús suelen estar compuestos por cuatro o cinco entrantes a compartir y un plato de carne, pescado o arroz

"Se está produciendo un repunte con respecto a otros años. Hay más reservas y presupuestos más altos para los menús, que son cerrados", afirmaba este jueves Alberto García, jefe de sala del Mesón de Alberto.

Alberto García indicaba además que como ya están llenos los comedores para las noches de los viernes y sábados de este fin de semana y del próximo hay "grupos que, como no hay sitio, celebran comidas o cenas de Navidad los miércoles o los jueves".

Manuel Expósito, el propietario del restaurante Manuel Manuel, coincidía el jueves en que "se están recuperando las cenas de Navidad". Añadía que "excompañeros de colegio, del servicio militar... también aprovechan para reunirse en esta época festiva".

Este veterano hostelero del barrio de A Milagrosa precisaba que sobre esas citas que "cualquier motivo es bueno, la gente está animada. Vuelve a tener ganas de salir en estas fechas".

"Teño un comedor de ata 40 prazas, pero se o tivera de 50 ou 60 tamén o enchería nestas datas"

Los augurios de que se está produciendo una desaceleración económica parece que no calan entre los lucenses, que no dudan en apuntarse a estas celebraciones con sus compañeros de trabajo o de pandilla.

"Eu teño un comedor de ata 40 prazas, pero se o tivera de 50 ou 60 tamén o enchería nestas datas. Non para de soar o teléfono", afirmaba Álvaro Villasante, del restaurante Paprica.

Este cocinero, que es miembro del Grupo Nove, aseguraba además que, en su caso, "o Nadal é de longo a data do ano que nunca falla", porque, según puntualizó, "as festas do Arde Lucus e do San Froilán teñen ultimamente un comportamento desigual".

PRECIO MEDIO. Los comensales que comparten mesa y mantel en estas fechas suelen acordar de antemano con el establecimiento el importe a abonar. No piden a la carta. Los hosteleros consultados aseguran que el precio medio ronda los 40 euros. "Son menús de calidad, pero ya no se demanda tanto marisco como antes de la crisis", explicaba el jefe de sala del Mesón de Alberto.

"La mayoría de los grupos que vienen a cenar quisieron dejarlo ya arreglado antes del puente de la Constitución"

Álvaro Villasante apuntaba además que "non é operativo para os restaurantes que cada un pida á carta en grupos formados por máis de dez persoas".

Esos menús suelen confeccionarse a base de cuatro o cinco entrantes a compartir –como jamón ibérico, croquetas, tostas, zamburiñas o navajas– y un plato fuerte de carne, pescado o arroz con marisco, a elegir. Todo eso regado con vino tinto y blanco y acompañado de postre y un chupito o una copa.

PRECAVIDOS. Además de concretar previamente el precio y los platos que componen el menú, los asistentes a este tipo de celebraciones navideñas no quieren pillarse los dedos sobre el lugar a elegir. No suelen esperar a última hora para buscar el restaurante. El jefe de sala del Mesón de Alberto aseguraba que ya tiene algunas reservas desde mediados del pasado mes de noviembre.

"La mayoría de los grupos que vienen a cenar quisieron dejarlo ya arreglado antes del puente de la Constitución", explicaba este jueves Alberto García.

Manuel Expósito también coincidía en esa apreciación de que las reservas se hacen con "unos 15 o 20 días de antelación" con respecto a la fecha en que está prevista la celebración.

Expectativas. La antesala de un Fin de Año animado
Manuel Expósito aseguraba además que estas expectativas tan halagüeñas para el sector de la hostelería en la capital lucense continuarán en la noche de Fin de Año. "Si tuviera tres restaurantes, los llenaría", afirmó este empresario del barrio de A Milagrosa.

Alta demanda
El dueño del Manuel Manuel dice que, aunque cierra en Nochebuena, está también recibiendo más solicitudes de reservas que otros años.

Las cenas de Navidad llenan este fin de semana y el próximo los...
Comentarios