domingo. 18.04.2021 |
El tiempo
domingo. 18.04.2021
El tiempo

"Casi nos come al perro y a mí", relata un lucense tras huir de un jabalí

Manuel Pin señala la zona donde se produjo el incidente. XESÚS PONTE
Manuel Pin señala la zona donde se produjo el incidente. XESÚS PONTE

Un vecino de Lugo tuvo que salir huyendo tras soltar a su mascota en la finca familiar, sita en la Calzada da Ponte

"Casi nos come al perro y a mí". Así contaba el lunes Manuel Pin su último encontronazo con el jabalí, un animal que en los últimos meses ha dejado de estar tan visible en Lugo pero que aún merodea por el entorno de la ciudad y de vez en cuando provoca sustos.

El lucense bajó a la casa de su suegra en la Calzada da Ponte y decidió soltar a su perro, un pastor alemán, en la finca que tienen detrás del inmueble, sin pensar que en el entorno podría seguir habiendo jabalíes. Sin embargo, hubo un encontronazo entre los dos animales y cuando Manuel salió al rescate de su mascota se encontró con que tuvo que salir huyendo para evitar ser atacado.

Este lucense ya ha tenido varios sobresaltos a costa de los jabalíes y el escenario siempre es el mismo: los terrenos de la Calzada de Ponte, que, denuncia, siguen sin desbrozar a pesar de que desde el año pasado son un conocido refugio de esa especie. Desde las madrigueras que usan en esa zona, los animales fueron adueñándose durante meses de espacios como el parque del recinto ferial de Lugo.

En los últimos meses los jabalíes habían dejado de verse en la capital lucense, pero no todos han abandonado la ciudad o han sido retirados por la Xunta.

La Consellería de Medio Ambiente no concretó este lunes los resultados del plan de control de la especie aprobado hace unos meses, pero en mayo sí apuntó que este programa seguía activo en la ciudad y que las medidas llevadas a cabo ya habían servido para atrapar algún ejemplar.

Ese plan de control provocó rechazo de colectivos animalistas y, además, se ha ido desarrollando con gran sigilo para evitar que hubiera interferencia humana en los operativos puestos en marcha, entre los que figuraba la instalación de jaulas para capturar ejemplares.

Los avistamientos de animales se han reducido drásticamente y la implicación de jabalíes en accidentes ha dejado de ser noticia constante en los últimos meses. Sin embargo, parte de los espacios señalados como problemáticos por servir de refugio continúan sin estar desbrozados.

"Casi nos come al perro y a mí", relata un lucense tras huir de un...
Comentarios