sábado. 06.06.2020 |
El tiempo
sábado. 06.06.2020
El tiempo

Los cacos aprovechan las ventas de lotería y hurtan 6.000 euros de un bar

Rúa García Abad. GSV
Rúa García Abad. GSV
El botín se lo llevaron de un local de la Rúa Garcia Abad mientras la encargada fue al almacén

Los bares son especialmente golosos para los cacos en esta época, ya que muchos hosteleros dejan en el local dinero extraordinario, como el procedente de la venta de lotería de Navidad. Lo comprobaron el lunes por la tarde los dueños de un establecimiento de la Rúa García Abad que sufrieron el hurto de unos 6.000 euros.

Según informó este martes la Policía Nacional, los ladrones se llevaron el dinero a plena luz del día, sin tener que forzar ninguna puerta, y aprovecharon un momento en el que la dueña fue al almacén, que está dentro del local.

El dinero estaba en una cartera, escondida, y cuando la responsable del establecimiento volvió habían volado el dinero y los dos únicos clientes que se encontraban cuando ella se ausentó.

La víctima puso el caso en conocimiento de la Policía Nacional, que investiga el hurto. Las primeras sospechas apuntan a los dos clientes que estaban en el local justo antes del hurto.

Los ladrones cuentan con que en esta época hay otros ingresos extra en los bares

Se trata de dos jóvenes que no eran clientes habituales del establecimiento, pero que en los días previos habían acudido varias veces. En su declaración a los agentes la propietaria mostró sus sospechas de que estuvieron vigilando sus movimientos.

Especialistas en seguridad explican que los robos en bares, que son ya muy frecuentes, se agudizan aún más en épocas como la actual, ya que los ladrones cuentan con lograr botines extra.

El principal motivo es que casi todos los establecimientos venden lotería de Navidad y en muchos no tienen la precaución de retirar a diario la recaudación lograda por la venta de participaciones.

Además, los ladrones cuentan con que en esta época hay otros ingresos extra en los bares, ya que es momento de celebraciones navideñas y lo normal es que la recaudación sea mayor. Además, en esta época crece hasta el bote de las propinas, así que ese es otro botín jugoso para los cacos.

Los amigos de lo ajeno, según especialistas en seguridad, también rondan muchos negocios convencidos de que los hosteleros guardan en los locales dinero para pagar las extras de Navidad.

Los cacos aprovechan las ventas de lotería y hurtan 6.000 euros de...