Fonte do Rei II: los arroces se suman a la carta

El restaurante, conocido por sus carnes y pescados a la brasa, dedica unas jornadas a las recetas arroceras, que llegan para quedarse
Restaurante Fonte do Rei II. XESÚS PONTE
photo_camera Restaurante Fonte do Rei II. XESÚS PONTE

El restaurante Fonte do Rei II celebra unas jornadas de los arroces con la intención de incorporarlos a su carta. La tradicional paella de marisco, una de las opciones más solicitadas, tiene como secreto la elaboración de un buen fumet, que preparan de forma artesanal con mariscos y pescados. El arroz negro, con un toque meloso, y la paella de verduras son  otras de las elaboraciones, junto a un clásico como el arroz caldoso con bogavante, acompañado de unos langostinos de buen tamaño. Es un plato logrado, con el cereal muy en su punto y con un gran sabor. Los arroces se traen a la mesa en unas paelleras especiales con capacidad para un mínimo de dos comensales y un máximo de cinco.

Fonte do Rei II destacó siempre por su filosofía basada en la calidad y la abundancia, factores que,  unidos a sus precios moderados, hacen que cuente con una buena clientela. Las carnes a la brasa constituyen el principal reclamo del local. Entre ellas sobresalen los entrecots y chuletones de ternera gallega de una explotación de A Montaña, asociada a la cooperativa A Carqueixa y que es propiedad de los hermanos Jesús y Eduardo Vilor, responsables de este establecimiento hostelero. Sus excelentes churrascos de ternera y cerdo, así como los chuletones de vacuno mayor, también atraen a la clientela.

La parrillada de pescado es otro plato de referencia. Suele incluir tres ejemplares distintos, generalmente lubina, rape, merluza o rodaballo. Junto a los pescados frescos, en función del mercado, hay que destacar el exqusito bacalao, sometido a un meticuloso proceso de desalación. El voluninoso lomo se deshace en láminas. El rape en salsa marinera es otro plato recomendable.

Entrantes y postres

Dentro de la variedad de entrantes, el pulpo á feira es uno de los platos con mayor demanda, junto a la cazuela de pulpo con gambas, las zamburiñas y los chocos .

Entre los postres caseros cuenta con muchos seguidores la crema de limón, siempre agradable y refrescante para cerrar una copiosa comida, la tarta de queso fría o al horno y el flan de café.

La bodega del restaurante es bastante completa, con conocidas marcas de las principales denominaciones de origen españolas, con un protagonismo especial de los vinos de la Ribeira Sacra y de los blancos gallegos.

De interés
Dirección: Avenida de Madrid, número 63, en Lugo.
Teléfono: 982.22.37.11
Precio medio: De 25 a 35 euros para comer de carta.
Estilo de cocina: Tradicional.