viernes. 04.12.2020 |
El tiempo
viernes. 04.12.2020
El tiempo

Alarma vecinal por un nuevo conato de incendio en Tableros Hispanos

Una excavadora remueve la montaña de restos mientras los obreros lanzan agua con mangueras.
Una enorme montaña de restos de corteza entró en combustión rodeada de madera

Una gran columna de humo visible desde mucha distancia volvió a desatar el jueves la alarma entre los vecinos de las casas próximas a la fábrica de Tableros Hispanos, la antigua Tablicia, en Nadela. Según las primeras informaciones recogidas por este diario, procedía de una enorme montaña de virutas y restos de madera de la trituradora, que por el calor acumulado habría entrado en combustión interna, por lo que no había llamas visibles pero sí muchísimo humo.

Se da la circunstancia de que este conato de incendio se produjo en las instalaciones exteriores de la fábrica, que en estos momentos están repletas de madera apilada por todos los lados, acumulada después de que en mayo otro incendio se cobrara la vida de un trabajador y dejara a otro gravemente herido, lo que provocó el cierre de una de las líneas de trabajo y redujo su capacidad de procesar madera. Unos antecedentes que contribuyeron a avivar el miedo de los vecinos, que llevan tiempo denunciando el elevado riesgo que supone esta situación y las obras de ampliación sin licencia que se están llevando a cabo.

Según confirmaron tanto Policía Nacional como bomberos, la dirección de la empresa no comunicó este incidente y lo trató de controlar con medios propios. Se inició en torno a las 12.00 y los trabajos se prolongaron al menos hasta bien entrada la tarde. Empleados de Tableros Hispanos utilizaron grúas elevadas para lanzar agua con mangueras sobre la montaña de virutas para enfriarla y frenar la combustión interna, a la vez que con excavadoras iban removiendo los restos mientras con otras máquinas iban retirando los troncos que se encontraban apilados demasiado cerca

El Progreso trató de conseguir, sin éxito, la versión de la dirección de la empresa. A falta de la misma, si pudo confirmar que la Policía Nacional envió una patrulla que, tras acceder al recinto, reflejó en su parte de incidencias que la dirección les había informado de que se trataba de una «quema controlada». Hasta el lugar también se acercó una brigada de los servicios antiincendios de la Xunta, que no llegó a acceder al recinto ni tuvo que actuar.

Mientras, algunos vecinos contemplaban con preocupación el trasiego desde los alrededores de la fábrica. Jorge Santórum, tesorero de la asociación vecinal O Vilar de Santa Comba, era uno de ellos, y no podía dar crédito a lo que estaba pasando ni a que no se hubieran personado los bomberos, pese a que asegura que él mismo los avisó. «Llevamos así cinco años, y sabemos que incendios como este los hay cada dos por tres», explicaba, «pero ni la Xunta ni el Concello hacen nada pese a que conocen la situación. Ya ha habido una tragedia, pero cualquier día habrá otra». En efecto, tanto Xunta como Concello confirmaron que ayer que, pese a que tienen distintos expedientes abiertos, no hay ninguna decisión tomada ni sobre la falta de licencia de ampliación, ni sobre las medidas de seguridad de la empresa, ni sobre las acumulación de madera en las instalaciones.

Alarma vecinal por un nuevo conato de incendio en Tableros Hispanos
Comentarios