sábado. 05.12.2020 |
El tiempo
sábado. 05.12.2020
El tiempo

Médicos del Xeral de Lugo piden la acreditación de hospital universitario

La clase médica del complejo hospitalario Xeral-Calde de Lugo ha empezado a moverse para que las consellerías de Educación y Sanidade lo acrediten como centro universitario, una condición que ya tienen los hospitales de Santiago, A Coruña y Vigo, aunque éstos cuentan con la ventaja que son centros de tercer nivel y el de Lugo es de segundo (los de primer nivel son los comarcales).

Varios jefes de servicio del complejo hospitalario reconocieron que hay cierta inquietud por este asunto y que se ha acrecentado a raíz de que el conselleiro de Educación, Jesús Vázquez, dejara abierta la posibilidad de que otros hospitales de Galicia, como Ourense, impartan docencia clínica, esto es, a estudiantes de la facultad de Medicina de Santiago. El hecho de que Lugo vaya a contar en unos meses con nuevas instalaciones sanitarias y servicios médicos también influye en el creciente interés.

Así, el presidente de la Fundación para a Investigación, Desenvolvemento e Innovación (FIDI) del Xeral-Calde —constituida en 2005 y redimensionada hace aproximadamente un año con la entrada de médicos del resto de las áreas sanitarias de la provincia—, Carlos González Juanatey, explicó que se han iniciado gestiones con la Vicerreitoría de la Universidade de Santiago en Lugo de cara a conseguir la acreditación de hospital universitario, un objetivo que cuenta con el "apoyo total" de la gerencia del complejo. No obstante, ni ésta ni la Vicerreitoría han querido confirmar esas gestiones y ni siquiera accedieron este jueves a hablar del asunto.

En realidad, el hospital de Lugo ya recibe desde hace años a estudiantes de Medicina, que dependen de médicos que la facultad compostelana nombra como profesores asociados. El número de docentes y de alumnos varía de año en año y generalmente son alumnos de la ciudad o las inmediaciones quienes solicitan hacer prácticas estivales en el hospital Xeral-Calde.

Sin embargo, para el portavoz de los médicos investigadores de la provincia y para muchos de los jefes de servicio del complejo hospitalario, es importante dar un paso más y lograr la acreditación de hospital universitario, lo que permitiría aumentar el número de médicos docentes y, por tanto, el de alumnos, explican.

Juanatey recuerda que todos los médicos tienen tres funciones: asistencial, investigadora y docente, y que en la actualidad el número de profesores es "absolutamente insuficiente comparado con el número de doctores".

Ante esta situación y dado que Lugo contará el próximo año con un hospital mucho mejor desde el punto de vista estructural y de cartera de servicios, destaca Juanatey, es el momento de solicitar la acreditación de centro universitario, opina.

En el mismo sentido se manifiesta la mayoría de jefes de servicio del hospital, de forma más o menos contundente. En el primer grupo están los responsables de Medicina Interna, Albino Pérez Carnero; Psiquiatría, Luis Vila Pillado; Reumatología, Miguel Ángel González-Gay; y Neumología, Luis Pérez de Llano.

"Actualmente el flujo de alumnos es limitado y la docencia no sólo es muy interesante para ellos sino también para los médicos, ya que te estimulan y te hacen ser más exigentes", explica González Gay, una opinión que comparte plenamente Pérez Carnero, que confirma que en el Xeral-Calde hay movimientos en este sentido. "Es el momento de pedir que Lugo sea hospital universitario y es imprescindible. Está fuera de toda duda y sería una pena que se nos marginara", afirma este médico, que hace hincapié en que para enseñar hay que tener unos conocimientos previos acreditados y que cuanto más se ejercite un médico en el conocimiento más garantías ofrecerá al paciente.

Otros jefes de servicio, como Alejandro Tobar, de Ginecología, y José Luis Fernández Iglesias, de Pediatría, consideran que la situación actual es correcta y que la acreditación de hospital universitario es una decisión que compete a la Xunta de Galicia.

En un tercer grupo se encuentran facultativos como Carlos Quintas, responsable de Medicina Preventiva, que advierte de que formar está bien pero si se tiene capacidad, porque, recuerda, la ratio de personal por paciente de Lugo no es el óptimo.

Mientras, el jefe de Cirugía, Francisco Pardo-Sobrino, recalca que el Xeral-Calde ya es un complejo docente y considera harto difícil que Lugo consiga la categoría de universitario porque es un centro de segundo nivel, aunque él estaría encantado, dice.

DE LAS AULAS A LA CLÍNICA
Los médicos lucenses se suman al debate abierto en Galicia en las últimas semanas en torno a la docencia clínica, un debate que está directamente ligado a la pugna de A Coruña (y en menos medida, de Vigo) por poner en marcha la segunda facultad de Medicina de Galicia, una pretensión que de momento no cuenta con el visto bueno ni la Xunta ni de la Universidade de Santiago. A continuación se ofrecen algunas claves.

1. ¿Qué es la docencia clínica?
Es la formación que se da a estudiantes de Medicina en los hospitales. Tradicionalmente se daba en el hospital público de Santiago y en un momento dado se extendió también a los de Vigo y A Coruña, razón por la que tienen la denominación de universitarios. Desde hace unos años, otros hospitales, como el de Lugo, también acogen a alumnos de Medicina, aunque de forma limitada, y recientemente, el de Ourense se puso a disposición. Ante esta situación, el conselleiro de Educación, Jesús Vázquez, abrió la posibilidad a extender la formación clínica a toda la red del Sergas.

2. ¿Quién imparte la formación?
La facultad de Medicina de la Universidade de Santiago es quien otorga a los médicos de los hospitales la calificación de profesores asociados. El año pasado se firmó un protocolo según el cual debían ser las tres universidades las que consensuasen la elección de los docentes, un acuerdo que todavía no se desarrolló, razón por la que la Universidade de Santiago volvió a convocar este año las plazas de forma unilateral. La Universidad de Vigo aceptó la situación, pero la herculina se rebeló y presentó un recurso (que ya fue rechazado), aunque detrás de él está, en realidad, la histórica reivindicación de A Coruña de impartir Medicina. En realidad ya ofrece el primer ciclo y sólo se trata de que le sea concedido el segundo. La última palabra la tiene la Xunta, pero de momento no está por la labor y aplazó el debate al 2010.

3. ¿Cuál es la postura del hospital Xeral-Calde?
La gerencia y el presidente de la comisión de docencia del Xeral-Calde eludieron pronunciarse sobre si existe interés en conseguir la acreditación de centro universitario, aunque varios jefes de servicio y el presidente de la Fundación para a Investigación, Desenvolvemento e Innovación del complejo hospitalario reconocieron que hay inquietud por este asunto y que ya se han iniciado algunas gestiones.

4. ¿Qué posibilidades tiene el Xeral de ser universitario?
Los médicos del Xeral recalcan que ya es un hospital docente (forma médicos especialistas y alumnos de Medicina) y que por tanto no debería ser difícil conseguir la acreditación, sobre todo una vez que el conselleiro habló de abrir la formación clínica a todos los hospitales del Sergas. Sin embargo, hay quien opina que al no ser un hospital de primera categoría lo tiene difícil.

Médicos del Xeral de Lugo piden la acreditación de hospital...
Comentarios