La mortalidad de los infartados lucenses supera en un 3% a la de los de Santiago

José Ramón y Carlos González Juanatey, ayer. Xesús Ponte
photo_camera José Ramón y Carlos González Juanatey, ayer. Xesús Ponte

La diferencia de la mortalidad del infarto en las áreas de Lugo y Santiago es significativa, muy especialmente si se compara la que se produce hasta un año después de que el paciente sufra esa clase de accidente cardíaco. Los lucenses se mueren un 3% más que los compostelanos a los 28 días del infarto, ya que en el Hula la mortalidad del año pasado fue de un 8,3% mientras que en el Chus fue del 5,7%. Si se revisan los casos de personas fallecidas hasta un año después, la distancia se hace enorme: el 2,4% en el caso de los compostelanos y el 14,6%, en el de los lucenses; es decir un 10% más.

Los jefes de servicio de Cardiología de los dos hospitales presentaron sus números ayer en una sesión clínica en el Hula sobre reperfusión en el infarto...

Consiga AQUÍ la información completa

Más en Lugo Ciudad
Comentarios