domingo. 25.10.2020 |
El tiempo
domingo. 25.10.2020
El tiempo

Joint venture

Hace días publicaba El Progreso una serie de entrevistas con los portavoces de los distintos grupos municipales.Lage, con la retranca de la casa, recordaba que no habían sido ellos quienes habían contratado a Carmen de Foz. Y es cierto, claro que con sus últimas declaraciones parece que son clientes de la competencia de la susodicha adivina.

“No existen ni van a existir acuerdos con el PP” afirmó, con un tono de disculpa por haber votado con el PP a favor de una iniciativa presentada por Adega. Según su criterio este acuerdo se produjo al tratarse de una petición lógica de los vecinos y no se repetirá, dice. Supongo que eso implica que no volverá a existir ninguna petición razonable de los vecinos. Salvo que implique que, aún siendo razonables, no las apoyarán si lo hace el PP. Lo que los deja a ellos como poco razonables.

Días antes habíamos escuchado a Orozco diciendo, a la vista de dicha coincidencia de voto, que si no lo ve no lo cree. Y lo dice un señor que estuvo cuatro años encamado con el BNG, ¿era eso más normal?. ¿O más legítimo? Me pregunto cuándo nuestros munícipes serán capaces de entender que el interés de partido no es prioritario, más bien lo será el interés general. Pero de verdad, no de boquilla.

Insiste Lage en que PP y BNG no coinciden en nada políticamente. Supongo que es un mensaje de consumo interno dirigido al sector ultramontano del BNG que, evidentemente, no se ha esfumado en contacto con la moqueta de San Caetano. Pero lo hará, no lo duden. Bien sabe Lage que eso no es cierto, más bien al contrario, los tiempos de la trinchera, del apriorismo dogmático han pasado a mejor vida.

Es más, en Galicia no podemos dar por terminada la Transición mientras el PP y el BNG no sean capaces de llegar a acuerdos, de pactar, de gobernar juntos. Ello implica acuerdos de mínimos y cesiones por ambas partes, y habrá que empezar por los Concellos. No puede olvidar el BNG que el PP sigue siendo, mal que les pese, la primera fuerza política de Galicia y no parece que pueda defenderse ahora la tesis del clientelismo.

El número de esta semana del semanario A Nosa Terra dedica la portada y varias páginas interiores a Barreiro, la entrevista no tiene pérdida: no descarta que se pueda llegar a acuerdos de gobierno con el BNG, previa evolución por ambas partes. Chapeau, eso lo suscribimos muchos, tanto del PP como del BNG.

Los lucenses queremos gatos que cacen ratones, nos importa un pito si para eso el gato tiene que formar una joint venture con el perro. Estamos cansados de gatos persas.       

Joint venture
Comentarios