Lunes. 12.11.2018 |
El tiempo
Lunes. 12.11.2018
El tiempo

Rafael Louzán califica al cabecilla de la Patos de "fantasma" y "falabarato"

Rafael Louzán
Rafael Louzán
El expresidente de la Diputación de Pontevedra declara que su relación con el dueño de Eiriña era completamente normal

El expresidente de la Diputación de Pontevedra, Rafael Louzán, ha comparecido esteviernes como investigado en la Operación Patos y en su declaración ha tachado de "fantasmada" la influencia que el supuesto cerebro de la trama, Enrique Alonso Pais, decía tener sobre él en las conversaciones telefónicas intervenidas.

Fuentes judiciales han precisado que Louzán se ha referido como "un fantasma" y un "falabarato" a Alonso Pais, dueño de Eiriña, en las ocasiones en las que le han leído las transcripciones de conversaciones del empresario en las que decía que le iba a "poner las pilas" para que agilizase determinadas obras.

Al respecto, según las fuentes, Louzán ha asegurado que es una persona "de carácter" y que a él no le "pone las pilas" nadie, y sobre su relación con Alonso Pais ha dicho que es como la de cualquier otro empresario o afiliado del PP y que no recibió presiones de ningún tipo.


Louzán: "Nunca le pedí a un técnico que levantara un reparo, porque nunca lo hubo"


Durante su declaración en el Juzgado de Instrucción 7 de Vigo, que se aplazó en su día pendiente del recurso de nulidad de varios abogados por las escuchas, que finalmente decayó, Louzán se ha ratificado en que no recibió de Pais regalo alguno, algo que luego ha vuelto a repetir a su salida de los juzgados.

El expresidente de la Diputación de Pontevedra ha hecho hincapié en que en las diligencias se dice "parece ser" que pudo haber recibido algún agasajo de la presunta trama corrupta, lo que a su juicio "ya deja bien claro eso", que "bajo ningún concepto" casa con su "forma de proceder".

También se ha remitido a las declaraciones previas en sede judicial de técnicos de la Diputación sobre la tramitación de las obras investigadas, en su opinión "muy clarificadoras" en cuanto a que todo se hizo "en la línea de la legalidad".

Unos expedientes, ha abundado Louzán, en los que los técnicos y responsables políticos "siempre cumplieron la legalidad" y "jamás" se levantó ningún tipo de reparos. "Nunca le pedí a un técnico que levantara un reparo, porque nunca lo hubo. Siempre entendí que nuestra función no es esa", ha aseverado.

Louzán no se ha pronunciado sobre si la jueza instructora de la Operación Patos acabará archivando la causa sobre su persona porque "eso no me corresponde", ha dicho, y ha añadido que este viernes ha comparecido para "contribuir a aclarar cualquier duda que pudiera haber habido".

Rafael Louzán califica al cabecilla de la Patos de "fantasma" y...
Comentarios