Un radar de Lugo, entre los 50 que más multaron de toda España en 2022

Más de 1.000 dispositivos de la DGT formularon casi 4 millones de denuncias en 2022, un 21,2% más que en 2021
Una señal que alerta de la presencia de un radar.AEP
photo_camera Una señal que alerta de la presencia de un radar.AEP

El listado de 50 radares fijos y de tramo que impusieron más multas en España el año pasado incluye cuatro situados en Galicia: dos en la A-55 a su paso por Mos (Pontevedra), uno en la A-8 entre Abadín y Mondoñedo (Lugo) y otro en la AC-11, en A Coruña ciudad.

De acuerdo con el listado publicado este jueves por la organización de defensa de los conductores Automovilistas Europeos Asociados (AEA), uno de los de la A-55 es el octavo dispositivo de toda España en número de denuncias, con 42.366 en todo 2022. En concreto, es el que está situado en el kilómetro 9,19 de esta vía, en Mos.

El segundo radar más 'multón' de Galicia —ocupa la posición 32ª en el ránking español— está en este mismo municipio y en esta misma carretera, en el kilómetro 11,7. El año pasado impuso 17.751 infracciones.

El tercero —número 35 a nivel estatal— que más denuncias puso en la comunidad gallega, con 16.352, fue el radar de tramo instalado en el kilómetro 545,1 de la A-8, entre los municipios lucenses de Abadín y Mondoñedo.

Finalmente, el cuarto dispositivo más 'multón' de Galicia —posición 37ª de España— se trata del situado en la Avenida Alfonso Molina de A Coruña (AC-11, kilómetro 3), con 15.644 infracciones detectadas.

Casi 4 millones de denuncias en España

En total, en todo 2022 más de 1.000 radares de la Dirección General de Tráfico (DGT) formularon casi cuatro millones de denuncias en España, lo que supone un incremento del 21,2% respecto al año 2021, según revela un estudio realizado por la organización AEA.

En este sentido, el estudio constata que los radares más activos se han localizado en Andalucía, con 953.422 denuncias formuladas (el 25,7% del total); seguido de la Comunidad Valenciana, con 447.470 (12%) y Castilla y León, con 427.448 (11,5%), mientras que los radares situados en La Rioja (39.757), Navarra (83.231) y Asturias (83.993) son los que menos denuncias contabilizaron.

En concreto, el radar más activo de España —que el año pasado no se encontraba entre los 50 más activos— se ubica en el kilómetro 74,7 de la A-381, a la salida del túnel de Valdeinfierno, en el término municipal de los Barrios (Cádiz), con un récord de 79.258 denuncias.

El estudio también destaca que sólo 50 radares de los más de 1.000 que dispone la DGT, formularon el 28% del total de denuncias (1.036.054) y que, de ellos, 33 ya aparecían en el ranking de cinemómetros más activos del año anterior.

Por otro lado, la AEA ha advertido sobre los radares que han incrementado "exponencialmente" su actividad y ha puesto como ejemplo el radar situado en el kilómetro 37 de la A-381, (Autovía Jerez-Los Barrios) en el término municipal de Alcala de los Gazules (Cádiz), que ha pasado de formular 17.666 denuncias en 2021 a 68.321 en 2022.

Mientras, los radares situados en el kilómetro 53 de la M-40, en Madrid y en el kilómetro 42,2 de la GC-1, en Las Palmas de Gran Canaria, han experimentado subidas de más de un 200% y de un 100%, respectivamente.

"La DGT debería replantearse su política de radares, ya que no se está consiguiendo el objetivo de evitar los excesos de velocidad, ni los accidentes, convirtiendo los radares en meros instrumentos de recaudación", ha detallado el presidente de la AEA, Mario Arnaldo, tras conocer que el número de denuncias formuladas son "mayoritariamente" en autopistas y autovías y no en las carreteras secundarias donde se producen el 70% de los accidentes con víctimas.