Miércoles. 26.09.2018 |
El tiempo
Miércoles. 26.09.2018
El tiempo

La Xunta admite que 2015 fue "un año horrible" en violencia de género

Minuto de silencio en la Xunta por la última mujer asesinada en Galicia
Minuto de silencio en la Xunta por la última mujer asesinada en Galicia
Altos cargos de la Administración guardaron un minuto de silencio en San Caetano por la última víctima de 2015, una vecina de Mos que supuso la séptima mujer asesinada por sus ex o sus parejas en la comunidad

La Xunta aseguró este lunes, en una concentración celebrada ante el complejo administrativo de San Caetano en la que se ha guardado un minuto de silencio por la última víctima de violencia machista en el 2015, que se cierra un "año horrible" en la lucha contra esta lacra.

La muerte violenta de una mujer de Mos, por la que su marido fue detenido, supuso la séptima víctima de la violencia machista en el año 2015, superando las muertes por esta misma causa registradas en 2014, que habían sido seis. Altos cargos de la Xunta, como el conselleiro de Sanidade, Jesús Vázquez Almuiña, la titular de Medio Ambiente, Beatriz Mato, y la responsable de Mar, Rosa Quintana, entre otros, han censurado este crimen ante la sede del Gobierno gallego.

Tras el minuto de silencio, la secretaria general de Igualdade, Susana López Abella, ha trasladado las condolencias del Ejecutivo gallego a la familia de la víctima y ha mostrado la "repulsa absoluta" de la Xunta y de toda la sociedad a este tipo de sucesos. Ha comentado Abella que el pasado 2015 fue un ejercicio "terrible" en la lucha contra la violencia de género y ha insistido en que en este nuevo 2016 no haya que "lamentar" ningún otro caso de violencia machista.

Para ello, ha asegurado, su departamento trabaja "sin cesar", sobre todo en el ámbito juvenil, donde las conductas machistas son incipientes, y también en la concienciación de las mujeres que sufran malos tratos, con el propósito de "que denuncien para que podamos actuar".

A este respecto, ha señalado que "algo debemos estar haciendo mal" cuando una mujer que ha sufrido malos tratos da "marcha atrás" después de haber denunciado a su agresor y por ello ha pedido concienciación con el propósito de que no se den tales situaciones.
En este sentido, Abella ha remarcado que frente a esta lacra "no se baje la guardia ni un solo minuto" puesto que se trata de un drama "que avergüenza a toda la sociedad".

Consultada por las críticas centradas en que las condenas a este tipo de crímenes se han paralizado tras la campaña electoral, la
responsable de Igualdad ha subrayado que en esta labor no existe "ningún tipo de calendario" ya que se trabaja de forma ininterrumpida.

"Esta lucha no entiende de calendarios políticos ni de ningún otro", ha remarcado Abella, que se ha referido a las numerosas medidas que la Xunta pone a disposición de las mujeres y al incremento en las partidas orientadas a esta batalla.

La Xunta admite que 2015 fue "un año horrible" en violencia de género
Comentarios