martes. 29.09.2020 |
El tiempo
martes. 29.09.2020
El tiempo

La obsesión de Baltar Blanco con el siete

Baltar Blanco posa con una camiseta de Cristiano Ronaldo
Baltar Blanco posa con una camiseta de Cristiano Ronaldo
Democracia Ourensana denuncia que la pasión del presidente de la Deputación de Ourense por este número va más allá de lo lógico. El líder de esta formación, Gonzalo Pérez Jácome, cree incluso que Baltar hijo ha llegado a incurrir en un delito de prevaricación por este tema

La predilección de Manuel Baltar Blanco por el número siete es algo que él mismo reconoce. Nació en 1967; se casó el día 7 del séptimo mes de 2007 a las siete de la tarde con María Caldelas, que regentó un pub llamado Seven en el número 7 de la Praza das Mercedes de Ourense; dos de los futbolistas a los que más admira son Raúl y Juanito, que, por supuesto, llevaban el siete a sus espaldas en su querido Real Madrid, al igual que Cristiano Ronaldo, de quien tiene una camiseta firmada...

La lista, dicen quienes le conocen, podría continuar con el número de canciones de Help!, uno de los discos favoritos de sus admirados The Beatles, o con el coche que conduce, un Aston Martin DB7, el icónico modelo al que dio fama el Agente 007.

Pero lo que denunció este jueves Democracia Ourensana (DO) va más allá de una pasión por un número en el ámbito personal. O al menos eso cree el líder de la formación que sorprendió a todos con sus resultados en las pasadas municipales, que le permitieron irrumpir en la institución provincial que gobierna Baltar hijo con mayoría absoluta. "La línea roja se traspasa cuando se traslada la cabalística a la Diputación", afirmó el controvertido Gonzalo Pérez Jácome, quien convocó una rueda de prensa para manifestar que, a su juicio, no es casual que el presupuesto del año que viene del organismo sea de 77,7 millones.

"Filtraciones posteriores en la Diputación nos han revelado que en los últimos días diversos jefes de servicio hicieron extrañas modificaciones presupuestarias de última hora para hacer encajar la cifra mágica", asegura el factótum de DO, que, yendo todavía más lejos, sostiene que "el patrón del siete" se repite en todas las cuentas que llevan la firma de Baltar: "Siempre lo intercala por año en unidades de millar y centenas de millar". Así, en 2013 el presupuesto ascendió a 66.307.000 euros, en 2014 fue de 73.700.000 euros y este año se elevó a 75.707.000 euros.

Pero eso no es todo para Jácome, que también encuadra en esa supuesta "obsesión" de Baltar los "siete asesores personales" que tiene en la Diputación. O las "siete áreas en las que dividió su gobierno". O el programa de su última campaña electoral, que bautizó como 77 accións y que contenía, obviamente, 77 medidas a desarrollar si conseguía repetir al frente de la institución provincial.

E incluso en el acuerdo para que la Vuelta a España salga de Ourense en 2016, firmado recientemente, Jácome ve clave la "irrechazable" cifra que ofreció a la organización: 700.000 euros.

PREVARICACIÓN. "La frivolidad decorando o adaptando los números o pagos oficiales en torno a sus predilecciones paranoicas nos parece terrorífico. ¿En manos de quién estamos?", se preguntó ayer Jácome, que cree que Baltar Blanco podría estar incurriendo en un delito de prevaricación.

El líder de Democracia Ourensana incluso lo compara con el dictador norcoreano Kim Jong-un, al que también se le atribuye una obsesión con el número nueve que le vendría heredada de su padre y su abuelo. "No nos extrañaría de seguir esta línea que pronto saliese a concurso en la Diputación la plaza de chamán. Sin duda estamos ante la institucionalización del capricho", ironizó Jácome.

La obsesión de Baltar Blanco con el siete
Comentarios