viernes. 13.12.2019 |
El tiempo
viernes. 13.12.2019
El tiempo

¿Fue violada Diana Quer? Tensión entre forenses sobre si hay o no indicios de violencia sexual

El Chicle, en el juicio. XOÁN REY
El Chicle, en el juicio. XOÁN REY
Los peritos del Imelga, en cambio, no hallaron indicios de agresión sexual aunque no descartan que la hubiese ya que el cuerpo estuvo casi 500 días en el medio acuático

La incógnita sobre la agresión sexual a Diana Quer queda en el aire tras la sesión más larga y densa del juicio, que incluyó un careo entre los forenses del Imelga, encargados de realizar  la autopsia y dirigidos por el doctor Fernando Serrulla, y el equipo comandado por José Blanco Pampín, encargado de la revisión de la necropsia. Este último heló la sala a su llegada al mencionar, en primer lugar, la existencia de un "edema en los labios mayores" compatible con "violencia sexual", una afirmación de tal relevancia que llevó al presidente del tribunal, Ángel Pantín, a tomar una medida extraordinaria: un careo entre ambos equipos forenses, que se tornó en un debate médico en la que Fernando Serrulla desmontó la teoría de Pampín. "No es un edema, sino que se debe a que todo el cuerpo estaba edemizado por la filtración de agua a la dermis", sostuvo.

Pampín, por su parte, mantiene que "no pudo pasar el agua al cuerpo debido a la saponificación". Tras una acalorada discusión, no hubo acuerdo, si bien el magistrado recordó al jurado que la tesis de Pampín no quedó reflejada en el informe.

Los forenses del Imelga que examinaron el cuerpo de Diana Quer no encontraron indicios de agresión sexual, aunque esto no quiere decir que no la hubiese, puesto que el cuerpo estuvo 496 días en un medio acuático, por lo que se encontraba muy deteriorado. 

Si hubo violación o no es una de claves del caso y de ello depende en buena medida que Enrique Abuín Gey sea condenado o no a prisión permanente revisable. Sin embargo, Blanco Pampín, forense de la acusación particular que ejercen los padres de Diana Quer y de la Fiscalía, sí observó en el cadáver un "edema en la vagina" compatible con la "violencia sexual". Se trata de un aspecto que no mencionó el equipo forense del Imelga que realizó la autopsia

José Blanco Pampín fue el responsable de la autopsia de Asunta Basterra, otro de los crímenes más sonados de los últimos años en Galicia. Este especialista tendría que haberse encargado de la autopsia inicial al cuerpo de Diana Quer, pero se encontraba de baja laboral y por ello su papel fue posterior, cuando la Audiencia Provincial de A Coruña ordenó, al atender la petición de la familia de la víctima, revisar y aclarar algunos aspectos de la misma.

Minutos antes, el forense el Imelga Alberto Fernández había ratificado que la autopsia no encontró lesiones genitales que confirmasen una agresión sexual. "Lo que no quiere decir nada", matizó, antes de aclarar que bien pudieron borrarse durante el tiempo en que el cuerpo estuvo sumergido o bien pudieron no hacerse evidentes. 

"Si las hubiésemos encontrado, podríamos haber dicho que ha pasado, pero al no encontrar nada, no podemos descartarlo", ha destacado, al tiempo que ha recordado que las "posibilidades de encontrar ADN en esas condiciones eran ínfimas" "El milagro habría sido encontrar ADN allí", ha apostillado. 

En cuanto a la existencia de lesiones en la zona genital, ha indicado que, para ser localizadas tras tantos días "tendrían que haber sido muy intensas". "Un gran desgarro lo habríamos visto, pero no es habitual que lo haya", ha destacado. A mayores, ha indicado que esto depende de la resistencia de la víctima, algo que no es siempre igual incluso aunque se produzca una agresión sexual.

¿Fue violada Diana Quer? Tensión entre forenses sobre si hay o no...