sábado. 27.11.2021 |
El tiempo
sábado. 27.11.2021
El tiempo

Feijóo pide un debate "responsable" sobre la edad de jubilación para asegurar pensiones "viables"

Yolanda Díaz, Alberto Núñez Feijóo y Miguel Ángel Escotet, este lunes en el foro. ÁLVARO BALLESTEROS (EP)
Yolanda Díaz, Alberto Núñez Feijóo y Miguel Ángel Escotet, este lunes en el foro. ÁLVARO BALLESTEROS (EP)

Yolanda Díaz subraya que en el futuro no debe haber trabajadores pobres pero tampoco deben de existir pensionistas pobres ► Un consejero principal de la Comisión Europea sugiere "un Imserso para todos los países de la UE" para "desestacionalizar" el turismo

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ha hecho este lunes un llamamiento a abordar "el gran debate" sobre la edad de jubilación y el futuro del sistema de pensiones "con la mayor responsabilidad y profesionalidad" para que las prestaciones sean "viables y suficientes", además de para "seguir manteniendo una España que pueda competir" en la Unión Europea. 

"Si en 1930 la esperanza media de vida era de 57 años, es evidente que no podemos seguir planteando la esperanza de un pensionista con la misma edad que teníamos a principios del siglo XX. Además de no ser honesto, no sería muy razonable seguir planteando las cuestiones antiguas con las mismas recetas", ha apuntado. 

Lo ha dicho durante la inauguración del foro Diálogo sobre el futuro del envejecimiento en el Centro Obra Social Abanca de Santiago de Compostela. Se trata de un evento en el que colaboran diferentes instituciones, entre ellas el Gobierno central, el Concello compostelano y el Parlamento Europeo. 

En el acto inicial, además de Feijóo, han participado la vicepresidenta segunda del Gobierno y ministra de Trabajo y Economía Social, Yolanda Díaz; el alcalde de Santiago, José Sánchez Bugallo; el presidente de Afundación, Miguel Ángel Escotet; y el consejero principal de la Dirección General de Agricultura y Medio Rural de la Comisión Europea, Diego Canga

Feijóo y Díaz coinciden en que el problema de la pirámide de población no es que haya mucha gente mayor, sino "no tener jóvenes"

Durante dos jornadas, decenas de expertos, académicos y representantes institucionales abordarán la longevidad desde diferentes puntos de vista. En la apertura, Feijóo ha reivindicado que Galicia empezó "hace unos 10 u 11 años" a hablar del problema demográfico, a pesar de que se consideraba que era "un tema excesivamente conservador" y que ahora "forma parte de todas las agendas" de "todos los partidos políticos". "Pero lamentablemente aún no tenemos en el Gobierno central este problema como un problema que forme parte transversal de todos los ministerios y políticas públicas", ha apuntado. 

Eso sí, Feijóo ha explicado que lo que determina la diferencia del envejecimiento de la población entre comunidades no es el número de hijos por mujeres en edad fértil, sino "el porcentaje de inmigrantes" en cada territorio. Así, mientras la población extranjera se sitúa "en torno al 4%" en Galicia, en España está "en torno al 10%".

Pero el presidente de la Xunta ha querido poner el foco en "cómo ayudar" a los mayores a "vivir mejor", sobre todo cuando la esperanza de vida actual en la comunidad supera los 83 años y se eleva hasta los 120 entre los niños que nacen actualmente

Además, ha aprovechado su intervención para trasladar el compromiso del Gobierno gallego para que cada gallego "escoja" su forma de ser mayor. Por eso, ha reivindicado su apuesta por el Servizo de Axuda no Fogar (SAF), un sistema de cuidados que en 2022 superará los 100 millones de euros, más los fondos que aporten los ayuntamientos. "Y, como los vecinos de las zonas rurales quieren hacerse mayores allí donde viven, estamos comprometidos con iniciativas como las casas do maior o con la puesta en marcha de las comunidades de viviendas para personas que desean hacerse mayores juntas, cuya legislación ya estamos redactando", ha adelantado. 

Feijóo ha dicho confiar en contar con fondos europeos para introducir mejoras en envejecimiento activo y luchar contra "el problema demográfico" en el que ahora "sí es el viejo continente". A pesar de todo ello, ha dicho coincidir con la vicepresidenta segunda del Gobierno en que el problema de la pirámide de población no es que haya mucha gente mayor, sino "no tener jóvenes".

La vicepresidenta del Gobierno rechaza los "alarmismos" con las pensiones

YOLANDA DÍAZ. La vicepresidenta segunda, por su parte, ha destacado que las personas mayores deben formar parte del desarrollo económico del país por lo que "en el futuro no debe haber trabajadores pobres pero tampoco deben de existir pensionistas pobres".

Durante su intervención en las jornadas, la ministra ha coincidido con el resto de expertos en la relevancia que tiene para el sistema económico de España un sector que representa más del 20% de la población y que debe ser atendido por los poderes públicos. En esa línea, ha señalado que el aumento en la esperanza de vida que presenta España representa una "bendición y un desafío" que marcará el futuro próximo y que, por tanto, debe abordarse desde una óptica multidisciplinar encaminada a unos servicios públicos que atiendan a las personas mayores y también a unas políticas que favorezcan un envejecimiento "activo" de forma que los mayores contribuyan al desarrollo económico del país, dado el peso creciente de la "economía plateada".

En ese sentido, Díaz ha recordado que existe un "acuerdo unánime" para garantizar el sistema de pensiones, por lo que no cabe el continuo "alarmismo" en esta materia con alertas sobre una posible "quiebra del sistema que, como saben, nunca se produce".

Con todo, ha dicho, hay que garantizar las pensiones "adecuadas" que permitan que los pensionistas tengan "suficiencia económica". Para "sostener" este "pilar del Estado del bienestar", la ministra cree necesario trabajar para ensanchar la base laboral hasta conseguir "aumentar la tasa de empleo, reducir la precariedad y, así, reforzar las cotizaciones sociales".

El aumento de la esperanza de vida de la ciudadanía hasta alcanzar niveles sin precedentes también implica otro tipo de desafíos como adecuar la sanidad pública a una generación que ya no se hace dependiente después de los 65 años pero que sí es demandante de otros servicios de cuidados que deben ser ofrecidos por iguales en todas las comunidades autónomas. Al respecto, Díaz ha admitido que es "difícil de explicar" porque el acceso a una plaza de dependencia en una residencia o la atención en un hospital de Galicia es más caro que en Madrid debido a su dispersión.

Esta cuestión, ha considerado la ministra, ha de ser abordada en el debate sobre el nuevo modelo de financiación para que todos los territorios cuenten con unos fondos que permitan el acceso a los servicios en iguales condiciones.

En todo caso, Díaz ha hecho hincapié en que el riesgo de la pirámide poblacional está en su "anverso" y en que cada vez más gente joven se ve obligada a emigrar ante la falta de empleo o de servicios, lo que supone la "gran materia pendiente" de los políticos.

Diego Canga defiende que el envejecimiento es también una "fuente de oportunidades"

BRUSELAS. Por su parte, el consejero principal de la Dirección General de Agricultura y Medio Rural de la Comisión Europea, Diego Canga, ha recalcado el "interés" de las instituciones comunitarias de que la ciudadanía participe en las transformaciones, por lo que ha destacado su asistencia a la inauguración de estas jornadas. "La Comisión se toma muy en serio el reto demográfico", ha destacado, para seguidamente considerar al envejecimiento como "fuente de oportunidades" y no solo "de problemas" ante la recuperación poscovid. 

De hecho, ha asegurado que la previsión es que la llamada silver economy —economía plateada, en la que intervienen los mayores— crezca un 5% anual, lo que ofrece "nuevas oportunidades de empleo" en materias como turismo, hogares inteligentes, tecnologías, cultura y medicina. 

En esta coyuntura, Canga ha lanzado la propuesta de crear "un Imserso para todos los países de la UE" que se configure como un agente para la "desestacionalización" del turismo. "Lo dejo caer, porque España va a presidir el Consejo de la Unión Europea en 2023", ha deslizado.

Escotet llama a definir el papel de las personas mayores en la sociedad y a evaluar cómo garantizar el acceso a los cuidados

AFUNDACIÓN. El encargado de abrir el acto ha sido el presidente de Afundación, Miguel Ángel Escotet, quien en su discurso ha subrayado que el envejecimiento es "uno de los ejes estratégicos" de la obra social de Abanca en un panorama de avances científicos y humanos que han permitido "un aumento de la esperanza de vida y de la salud física y mental". 

Por ello, Escotet ve "necesario" valorar "cómo definir el papel de las personas mayores" en la sociedad, a la par que "garantizar el acceso a los cuidados físicos y emocionales que precisan, mantener el Estado del bienestar, mantener el talento de los mayores y promover las relaciones intergeneracionales". 

Así, el presidente de Afundación ha instado a todo tipo de instituciones, tanto privadas como públicas, a "gestionar esta transición y sus desafíos": "Solo cabe preparar a la sociedad para el cambio permanente y esto solo es posible a través de la formación en cualquier etapa de la vida".

BUGALLO. También ha intervenido el alcalde de Santiago, José Sánchez Bugallo, quien ha erigido al foro en una "oportunidad extraordinaria" para abordar este reto. Y ha puesto el foco en Galicia como espacio idóneo donde "se pueden contrastar los resultados y las diferentes alternativas" sobre este tema. 

No en vano, el regidor ha relatado varias experiencias personales desde su jubilación —tiene 67 años—, incluso antes de volver a presentarse a la alcaldía, para hablar de cómo "afrontar el envejecimiento de una forma completamente distinta al pasado", desde una perspectiva "activa, dinámica y productiva".

Feijóo pide un debate "responsable" sobre la edad de jubilación...
Comentarios