jueves. 01.10.2020 |
El tiempo
jueves. 01.10.2020
El tiempo

El exalcalde Martiño Noriega deja su acta de concejal en Santiago

Momento de la renuncia de Noriega. EFE
Momento de la renuncia de Noriega. EFE
"El mayor castigo es el electoral", que dejó a Galicia en Común fuera del Parlamento después de que el espacio de En Marea consiguiese en las elecciones de 2016 ser la segunda fuerza, ha admitido

El exalcalde de Santiago y uno de los referentes del rupturismo en Galicia, Martiño Noriega, ha presentado este martes su renuncia como edil en la corporación compostelana después de los malos resultados que obtuvo la coalición Galicia en Común en los comicios del 12 de julio.

En conferencia de prensa, Noriega ha recordado que desde que Compostela Aberta perdiese el bastón de mando en mayo de 2019 él ya tenía pensado abandonar sus responsabilidades en el ayuntamiento de la capital gallega, aunque la derrota electoral adelantó esta decisión.

"El mayor castigo es el electoral", que dejó a Galicia en Común fuera del Parlamento después de que el espacio de En Marea consiguiese en las elecciones de 2016 ser la segunda fuerza en Galicia, ha admitido Noriega, que concurría como número tres por la circunscripción coruñesa después de que Podemos impusiese a Antón Gómez-Reino como candidato a la presidencia de la Xunta.

En su opinión, la gente castigó a la confluencia por los "muchos errores" que cometió durante la pasada legislatura en el ámbito autonómico y porque no estuvo "a la altura de la gente" que confío en el proyecto de unidad popular.

"Tuvimos un resultado que no esperábamos", y en el que nadie ha ganado porque "una victoria de parte mientras siga gobernando -el popular Alberto Núñez Feijóo- yo lo entiendo como una derrota del país"

Para Noriega, quizá el electorado les hizo pagar "una factura más elevada de lo que merecíamos" porque, a su parecer, también se ha de tener en cuenta que el espacio que representaba Galicia en Común "desde la diversidad es más complejo" porque "conciliar diferentes posiciones siempre cuesta más".

"Tuvimos un resultado que no esperábamos", y en el que nadie ha ganado porque "una victoria de parte mientras siga gobernando -el popular Alberto Núñez Feijóo- yo lo entiendo como una derrota del país", ha esgrimido.

En este sentido, ha señalado que aunque felicitó al BNG -donde antes militaba- por sus resultados, no considera que sean para celebrar porque quedan por delante otros "cuatro años bajo el marco de un PP que no cree en lo público".

"Es lo que toca", ha insistido Noriega, que ha remarcado que en su opinión, el proyecto de confluencia de izquierdas entre federalismo y nacionalismo debe ser "un espacio hegemónico en el país que representa la voluntad de cambio".

"Yo siempre voy a estar al lado de Xosé Manuel Beiras y Antón Sánchez"

Con la decisión comunicada esta tarde, Noriega se retira de la primera línea pese a que son muchos los que en el ámbito del "rupturismo" consideraban que estaba llamado a ser uno de los referentes de la política autonómica en Galicia. Con todo, no dejará de militar ni en Anova ni en Compostela Aberta.

"Yo siempre voy a estar al lado de Xosé Manuel Beiras y Antón Sánchez", ha dicho, pese a que desde ahora pretende formar parte de las organizaciones desde "una posición más social".

"Se puede hacer política en la calle, en las movilizaciones". "No solo se hace política en las instituciones", ha remarcado Noriega, que ha insistido en que él estará "politizado toda la vida". Además, ha rechazado hacer predicciones sobre el futuro a largo plazo.

Sobre lo inmediato, cree que los "tiempos nuevos necesitan gente con experiencia" pero también "gente que esté dispuesta a pilotar esta nueva etapa" que comienza ahora.

Noriega se dedicará ahora al cien por cien a su responsabilidad como médico de atención primaria

Visiblemente emocionado, Noriega se ha despedido del Pazo de Raxoi y ha reiterado que para él "fue un honor haber representado a la ciudad. Es algo que me va a marcar de por vida".

Su elección como alcalde de Santiago por la plataforma municipal Compostela Aberta "desafió las leyes de gravedad porque ocupar un trozo de historia en la capital de país es algo que siempre nos anima a los que somos románticos de profesión. Saber que no siempre gana Golliat".

Noriega se dedicará ahora al cien por cien a su responsabilidad como médico de atención primaria, a la que ya se había reincorporado a raíz de la crisis sanitaria de la Covid-19 ante la necesidad que sintió "de permanecer en el lugar en el que más puedes aportar", que en esta ocasión, dijo, es en la sanidad pública.

El también edil de Compostela Aberta Rafael Peña ha comunicado de igual forma su renuncia como edil, ya tramitada el pasado 3 de julio, por motivos laborales, ya que trabaja como operario en el aeropuerto de Santiago de Compostela, donde va a asumir responsabilidades sindicales "incompatibles" con el cargo público.

"Fue un auténtico orgullo y placer trabajar en Compostela Aberta y también fue un orgullo haber trabajado del lado del jefe", ha dicho en referencia a Noriega. 

El exalcalde Martiño Noriega deja su acta de concejal en Santiago
Comentarios