miércoles. 08.12.2021 |
El tiempo
miércoles. 08.12.2021
El tiempo

Felipe VI prueba en Vigo los modelos eléctricos del Grupo Stellantis

El Rey Felipe VI saluda desde el interior de una furgoneta eléctrica en la facto­ría de Stellantis en Vigo. EFE
El Rey Felipe VI saluda desde el interior de una furgoneta eléctrica en la facto­ría de Stellantis en Vigo. EFE
El monarca llegó con media hora de retraso tras desviarse su vuelo de Vigo a Santiago por un problema operativo

El rey Felipe VI ha presidido este viernes en la factoría que el Grupo Stellantis tiene en Vigo la presentación de las versiones eléctricas de los modelos comerciales ligeros que se ensamblan en la planta, tanto en la versión turismo como en la comercial: Citroën Berlingo, Peugeot Partner y Opel Combo.

El Rey, que ha llegado con media hora de retraso tras ver como su vuelo era desviado a Santiago de Compostela por un problema operativo, se ha puesto al volante de un Citroën Berlingo, versión turista, 25 años después de que hiciese lo propio, entonces como Príncipe de Asturias, con los primeros modelos que se ensamblaron en Vigo.

Los tiempos han cambiado, también la propia factoría, hoy parte de un gran grupo como es Stellantis, y si aquel Citroën Berlingo de la primera generación del modelo que Felipe VI condujo en 1996 montaba un motor de combustión interna, el de hoy es cien por cien eléctrico.

Antes, los diferentes modelos fueron presentados al monarca por sus principales directores: Nuno Marques, (Citroën), Pedro Lazarino (Opel) y Joao Mendes (Peugeot).

Junto al monarca, han viajado en el mismo vehículo por las vías interiores de la factoría, el presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo; el responsable del polo ibérico de Stellantis, Juan Antonio Muñoz Codina; y el consejero general del grupo, el italiano Georgio Passatti.

Posteriormente, Felipe VI ha visitado el taller de baterías, ha recorrido la línea de montaje y se ha acercado a la zona de acople de baterías a los vehículos.

Lo acompañaron durante su visita, entre otras autoridades, además de Núñez Feijóo, la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz; el presidente del Parlamento de Galicia, Miguel Ángel Santalices; el delegado del Gobierno en Galicia, José Miñones; el conselleiro de Economía, Francisco Conde, el delegado de Zona Franca en Vigo, David Regades; el alcalde de la ciudad, Abel Caballero; o el presidente de la Autoridad Portuaria, Jesús Vázquez Almuiña.

Lo que vieron, según ha dicho el director de la factoría, Ignacio Bueno, es “la esencia” de lo que es Stellantis Vigo, “un equipo comprometido con la excelencia” que busca mantenerse en la vanguardia del sector de la automoción europea en los más altos niveles competitividad.

“Nuestro reto actual es mantenernos por delante en la continua transformación que la industria del automóvil exige, progresando como fábrica eficiente, digital, sostenible; una fábrica para producir los vehículos del mañana: ecológicos, conectados y autónomos”, ha dicho Bueno tras estacar la importancia para el grupo Stellantis de la factoría de Vigo, de la que salen cada año más de medio millón de vehículos y que genera más de 6.000 puestos de trabajo directos.

A este compromiso se ha referido también Passatti, quien ha asegurado que los nuevos modelos presentados hoy al rey en Vigo “son parte de la estrategia de nuestra compañía, que invertirá más de 30.000 millones de euros en electrificación hasta 2025”.

Posteriormente, Felipe VI asistió al descubrimiento de una placa que servirá para recordar su visita en la jornada de hoy a la planta, la tercera, aunque la primera como Rey de España después de que en 2018 se frustrase su participación en el 60 aniversario de la planta por complicaciones de agenda.

Antes, como Príncipe de Asturias, visitó en dos ocasiones la fábrica de Balaídos: en 1996 y en 2013.

En 1996, cuando al frente de la Xunta de Galicia estaba Manuel Fraga, lo hizo para participar en el lanzamiento de la primera generación de los actuales Berlingo y Partner, mientras que en 2013, ya con Alberto Núñez Feijóo como presidente del Gobierno gallego, el vehículo que salía al mercado era el Citroën C4 Picasso, que se dejará de fabricar a principios del año próximo y que el entonces Príncipe de Asturias condujo por la fábrica de Vigo.

La de este viernes ha sido la sexta visita de la Familia Real a la factoría de Vigo en sus 63 años de historia (primero como Citroën Hispania, luego como PSA con la entrada de Peugeot en el grupo y ahora como Grupo Stellantis), ya que Don Juan Carlos I y Doña Sofía la visitaron primero en 1964, cuando el rey emérito aún no había accedido al trono, y en 1976 y 2008 ya como Reyes de España.

Tras su visita a la factoría automovilística de Vigo, Felipe VI ha salido hacia Santiago de Compostela para asistir en la Ciudad de la Cultura al almuerzo conmemorativo del 40 aniversario de la Confederación de Empresarios de Galicia. 

Felipe VI prueba en Vigo los modelos eléctricos del Grupo Stellantis
Comentarios