Jueves. 20.09.2018 |
El tiempo
Jueves. 20.09.2018
El tiempo

Desmantelada una red dedicada al robo de ganado para la posterior venta de su carne

La Guardia Civil ha desarticulado una organización criminal dedicaba a robar ganado y sacrificarlo en mataderos para después vender la carne en el mercado extranjero, en una operación en la que han sido detenidas o imputadas 20 personas, entre otros lugares, en Pontevedra y Ourense.

Según informa la Dirección General de la Guardia Civil, la operación Leoxato, desarrollada por agentes del Servicio de Protección de la Naturaleza (SEPRONA) y dirigida por un juzgado de Villablino (León), se inició el pasado noviembre a raíz de una denuncia por la desaparición de numerosas cabezas de ganado bovino en la zona de las Omañas (León).

Así, iniciaron las investigaciones sobre este grupo dedicado al hurto de ganado y posterior falsificación de la documentación para sacrificar al animal y destinarlo al consumo humano.

Una vez que la organización robaba el ganado cambiaban la identidad del animal sustituyendo o implantando elementos de identificación (crotales o microchips). Posteriormente, para poder trasladarlos al matadero o a otra explotación utilizaban guías de origen y sanidad falsificadas con un sello veterinario, de forma que conseguían dar visos de legalidad a la misma, por lo que era muy difícil detectarlo en caso de ser controlados en carretera o en la explotación.

La organización contaba, además, con la connivencia de responsables y empleados de mataderos, donde sacrificaban a los animales sin seguir el protocolo legal, con lo que la carne carecía de la necesaria trazabilidad alimentaria y, según las pesquisas de la Guardia Civil, acababa siendo vendida en otros países.

Una vez que el animal era sacrificado, la organización recuperaba los elementos de identificación de los animales para su posterior utilización en otros.

En total, 20 personas han sido detenidas e imputadas por estos delitos: 1 en León, 7 en Asturias, 4 en Pontevedra, 1 en Ourense, 2 en Valladolid, 2 en Zamora, 1 en Palencia y 2 en Madrid.

Además, se han practicado 14 registros e inspecciones, dos de ellos en domicilios, tres en mataderos y el resto en explotaciones ganaderas en Asturias, Madrid, Pontevedra, León, Palencia, Valladolid, Zamora y Ourense.

En ellos los agentes se han incautado abundante documentación falsificada, guías, reseñas y pasaportes de animales, material informático, un sello veterinario, microchips, crotales y utensilios para la implantación de los mismos.

La Guardia Civil recuerda que todo el ganado tiene que estar identificado con un documento llamado DIB y un crotal auricular en cada unas de las orejas indicando con iniciales el país, con un número de dos dígitos la comunidad autónoma y con un número de ocho cifras la identificación individual del animal.

Desmantelada una red dedicada al robo de ganado para la posterior...
Comentarios