lunes. 25.05.2020 |
El tiempo
lunes. 25.05.2020
El tiempo

Anulan una pena de 11 años por intentar matar a su mujer con una maza

Carlos Inácio Pinto, durante un juicio anterior. SALVADOR SAS
Carlos Inácio Pinto, durante un juicio anterior. SALVADOR SAS
El Tribunal Superior de Justicia de Galicia  ordena la repetición del juicio en la sección cuarta de la Audiencia de Pontevedra

El Tribunal Superior de Justicia de Galicia ha anulado la sentencia de la sección cuarta de la Audiencia de Pontevedra que condenó a once años y cuatro meses por un delito de asesinato en grado de tentativa a un hombre que en mayo de 2016 golpeó con una maza a su mujer en un céntrico hotel de Vigo.

Además, ordena la repetición del juicio en la sección cuarta de la Audiencia de Pontevedra con un una nueva composición del tribunal al estimar el recurso del condenado, quien cuestionaba la imparcialidad objetiva de las magistradas que lo compusieron al ratificar dos veces su prisión provisional.

El alto tribunal gallego entiende que las magistradas “entraron en contacto con el material de instrucción, expresando y valorando su contenido”, por lo que considera “justificadas” las dudas sobre la imparcialidad objetiva del tribunal sentenciador.

La víctima, según recogía el fallo anulado, consiguió abrir la puerta y salir de la habitación y, una vez en el pasillo, fue auxiliada por personal del hotel

La sentencia anulada condenó al empresario portugués Carlos Inácio Pinto a once años y cuatro meses de cárcel y le impuso una orden de alejamiento respecto a su mujer durante 18 años, así como el pago de una indemnización de 16.000 euros.

La Audiencia consideró probado que el acusado intentó "acabar con la vida" de su mujer, Eliza G.G.P., cuando apareció "por sorpresa y por detrás" de la víctima cuando ésta se estaba duchando en el baño del hotel en el que se hospedaban.

Las magistradas sostenían en su sentencia que golpeó a la mujer "reiteradamente" con una maza en la parte trasera de la cabeza, la agarró "con fuerza" por el cuello con ambas manos y le dio golpes con la cabeza contra el suelo.

La víctima, según recogía el fallo anulado, consiguió abrir la puerta y salir de la habitación y, una vez en el pasillo, fue auxiliada por personal del hotel que había acudido a la zona alertado por los gritos de la mujer y los fuertes golpes. 

Anulan una pena de 11 años por intentar matar a su mujer con una maza
Comentarios