Martes. 21.05.2019 |
El tiempo
Martes. 21.05.2019
El tiempo

Pedro Farré alega que nada le prohibía usar la tarjeta para sus gastos

El exdirector de Relaciones Corporativas de la Sociedad General de Autores (SGAE) Pedro Farré López asegura, en un escrito entregado hoy al juez, que contaba con la autorización tácita para hacer un "uso personal" de la tarjeta de crédito corporativa.

Farré declaró hoy durante casi una hora ante el titular del juzgado de instrucción número cinco de la Audiencia Nacional, Pablo Ruz, quien no dictó ninguna medida cautelar, en el marco de la "operación Saga".

Imputado por los delitos de falsedad documental y apropiación indebida o estafa, por un supuesto uso fraudulento de la tarjeta de crédito corporativa de la SGAE, Farré llegó poco antes de las diez de la mañana a la sede de la Audiencia, donde permaneció hasta casi las once horas. A la salida de su declaración, tanto Farré como su abogado informaron de que no se habían pedido medidas cautelares.

En un escrito remitido al juez, el abogado del exdirectivo de la SGAE sostiene que "el puesto del señor Farré no era jefe de gabinete sino relaciones públicas, y no sólo existe autorización tácita, mediante la entrega del medio de pago, sino que no hay prohibición alguna, ni siquiera medida de responsabilidad social corporativa, que prohibiese un hipotético uso personal de la tarjeta corporativa".

El letrado asegura que el uso personal de una tarjeta corporativa se encuentra en el ámbito jurídico de lo social y que, en caso de una utilización contraria a la norma interna de una empresa o sociedad, esa irregularidad tendría como "máxima consecuencia" un despido disciplinario.

Pedro Farré alega que nada le prohibía usar la tarjeta para sus gastos
Comentarios