El Parlament tramita con el apoyo de Junts una iniciativa de independencia

La propuesta pasa a trámite con los votos a favor de Junts y la CUP y la abstención de ERC ► El PSC se posiciona en contra y afirma que esta ILP "persiste en los errores del pasado"
El presidente del grupo parlamentario de JxCat, Albert Batet, en el Parlament. QUIQUE GARCÍA (Efe)
photo_camera El presidente del grupo parlamentario de JxCat, Albert Batet, en el Parlament. QUIQUE GARCÍA (Efe)

La Mesa del Parlament admitió este martes a trámite una iniciativa legislativa popular (ILP) que pide que la Cámara catalana declare la independencia de Cataluña, a pesar del informe consultivo negativo por parte de un letrado. 

La iniciativa, presentada por Solidaritat Catalana per la Independència (SI), prosperó gracias a los tres votos a favor de Junts y la CUP, mientras que el PSC-Units votó en contra y ERC se abstuvo. 

En su informe, el letrado del Parlament y secretario de la Comisión de Control de la ILP, Xavier Muro, señaló que la ILP "no cumple con las condiciones" que establece la ley que regula estas iniciativas, que especifica que "pueden ser objeto de la ILP las materias sobre las cuales la Generalitat tiene reconocida su competencia y el Parlament puede legislar, de acuerdo con la Constitución y el Estatuto de Autonomía". 

Al respecto, el informe señala que la ILP "no se ciñe al ámbito estricto de las competencias de la Generalitat" y "no busca la fundamentación en la Constitución o el Estatuto, ya que pretende aprobar una 'declaración de independencia', estableciendo un procedimiento a tal efecto". 

Fuentes del grupo parlamentario de ERC argumentaron su abstención porque el tema de esta ILP no está entre los supuestos recogidos en la ley, a la vez que señalaron su voluntad de "escuchar todas las propuestas, pero sin querer alimentar callejones sin salida". 

Por su parte, fuentes del PSCUnits expresaron su rechazo a la tramitación de la ILP, que, a su juicio, es "una iniciativa extemporánea que persiste en los errores del pasado". 

Desde Junts, fuentes del partido recordaron que la formación siempre ha respaldado la tramitación por parte de la Mesa de este tipo de iniciativas, como ya hicieron en ocasiones anteriores. 

Con la admisión a trámite de la ILP por parte de la Mesa, ahora los impulsores tendrán que presentar ante la Comisión de Control los pliegues para recoger las firmas —se necesitan 50.000 para que la iniciativa llegue a debatirse en el pleno del Parlament— para que sean validados. 

Esta comisión está formada por tres magistrados del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC), tres catedráticos de Derecho Constitucional o de Ciencia Política y tres juristas de reconocido prestigio. 

Los impulsores de la ILP tendrán un plazo de 120 días hábiles, a partir de que la comisión devuelva los primeros pliegues sellados, para recoger las firmas, que puede prorrogarse 60 días hábiles más. 

Los grupos de Vox y Cs en el Parlament ya advirtieron la semana pasada que tomarían medidas legales contra la Mesa de la Cámara catalana si se admitía a trámite la ILP. 

Mientras, desde Madrid, el PP acusó este martes al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, de dar alas a Junts para que impulse de nuevo la independencia de Cataluña, y dijo que lo sucedido en el Parlament demuestra que la ley de amnistía no sirve para mejorar la convivencia ni para propiciar ningún reencuentro sino lo contrario porque los independentistas "dicen claro que quieren volver a hacerlo".

Comentarios