Viernes. 24.11.2017 |
El tiempo
Viernes. 24.11.2017
El tiempo

Los abogados de los detenidos en Alsasua: "Eta es historia para ellos"

Manifestación en apoyo a los detenidos en Alsasua. JESÚS DIGES (EFE)
Manifestación en apoyo a los detenidos en Alsasua. JESÚS DIGES (EFE)

Acusan a la Audiencia Nacional de "jugar sucio" y denuncian "graves irregularidades" en la instrucción de Carmen Lamela

Los abogados de los ocho jóvenes imputados por la agresión a dos guardias civiles y sus parejas en Alsasua el 15 de octubre de 2016 han acusado este martes a la Audiencia Nacional, y concretamente a la jueza instructora de esta causa, Carmen Lamela, de "jugar sucio" por vincular los hechos con terrorismo: "Para estos chavales, Eta es historia", han afirmado. 

José Luis Galán, letrado de uno de los tres imputados que aún continúan en prisión provisional, ha asegurado que los ocho investigados, para los que la Fiscalía pide 375 años de cárcel por lesiones y amenazas terroristas, no están vinculados al movimiento denominado Alde Hemendik (Fuera de aquí), con reivindicaciones de Eta y cuyo origen se remonta a 1976. 

De este modo, las defensas de los ocho acusados han advertido en rueda de prensa hoy en Madrid de que tendrá que ser la Fiscalía la que demuestre en el juicio que los hechos ocurridos en Alsasua el año pasado constituyen delitos terroristas, ya que para ellos el suceso no pasa de ser "una bronca de bar". 


La jueza instructora, denuncian, no les ha permitido aportar vídeos grabados tanto fuera como dentro del bar donde empezaron los hechos


En este sentido, han criticado una vez más, como ya han hecho en anteriores ocasiones, que la Audiencia Nacional haya asumido la competencia de esta investigación y que esta competencia haya sido resuelta por el Tribunal Supremo en 2017, meses después de la agresión, pero "con las pruebas de 2016".

INADMISIÓN. Los abogados han denunciado también las "graves irregularidades" que, a su juicio, se han producido durante el proceso de instrucción del caso en la Audiencia Nacional, sobre todo por la "inadmisión de pruebas" de las defensas, pruebas que ellos consideran "pertinentes y relevantes". 

Según ha explicado otro de los letrados, Jaime Montero, fueron las familias las que tuvieron que encontrar a muchos testigos de lo ocurrido, testigos que no figuraban en el atestado que elaboró la Guardia Civil, pero ha indicado que a algunas defensas se les han admitido estos testigos y a otras no. 

La jueza instructora tampoco les ha permitido, ha añadido, aportar vídeos grabados tanto fuera como dentro del bar donde empezaron los hechos, a diferencia de las acusaciones, quienes sí van a presentar sus propios vídeos durante el juicio, y "se ha impedido a las defensas la aportación de un informe pericial que cuestiona la mecánica de las ruedas de reconocimiento en fase de instrucción", las cuales "se formaron con personas que no eran de Alsasua y de diferentes edades, nacionalidades y etnias". 

Los abogados de los detenidos en Alsasua: "Eta es historia para ellos"