EH Bildu ganaría las elecciones vascas, aunque empataría en escaños con el PNV

El barómetro DYM prevé unos resultados muy ajustados en Euskadi, al dar un 36% de los votos a los de Otxandiano y un 35,6% a los de Pradales. El PSE se mantendría como tercera fuerza (13,7%) y el PP se colocaría como cuarta (9,6%)

Sin nombre
photo_camera Reparto de escaños estimado. INSTITUTO DYM

EH Bildu ganaría las elecciones vascas del próximo domingo en número de votos, aunque podría empatar con el PNV en escaños, según el polibarómetro realizado por el Instituto DYM entre los días 8 y 12 de abril a partir de 1.221 entrevistas.

El estudio preelectoral, llevado a cabo a tan solo 10 días de las elecciones vascas del 21 de abril, arroja como principal conclusión la pérdida de hegemonía del PNV, que se encuentra en una situación de empate técnico con EH-Bildu, partido que superaría ligeramente en votos a los peneuvistas.

Así, mientras los de Pello Otxandiano (EH Bildu) lograrían un 36% de los votos, los de Imanol Pradales (PNV) se harían con un 35,6% dos votos. En escaños, ambas formaciones se moverían en una horquilla de entre 28 y 29 escaños.

La gran diferencia con respecto a los comicios de 2020 es que el PNV perdería un 3,5% en inten- ción de voto, mientras que Bildu ganaría un 8,1%, lo que hace que los de Pradales pierdan su posición de liderazgo frente a los de Otxandiano.

Por su parte, el PSE de Eneko Andueza seguiría como tercera fuerza al conseguir un porcentaje similar de votos al de hace cuatro años (13,7%). En cambio, Podemos, liderado por Miren Gorrotxategi, bajaría del 8,1% logrado en 2020 al 1,8%, mientras que la plataforma Sumar, que en Euskadi encabeza Alba García, lograría un 2,6% en sus primeras elecciones en territorio vasco.

De esta manera, el PP de Javiede Andrés se convertiría en la cuarta fuerza del Parlamento vasco, al lograr un 9,6% de los votos, un 2,8% más que en las elecciones de 2020 (6,8%).

En cuanto a la tasa de fidelidad de voto, la de EH Bildu (88,2%) es netamente superior a la de PNV (67,0%), que pierde una parte relevante de sus votantes (9,4%) en favor de EH Bildu, a lo que se suma también un segmento relevante de votantes indecisos (15,3%). El segundo partido con mayor fidelidad de voto es el PP (81,7%).

Los líderes

Pello Otxandiano es el líder mejor valorado y el único que obtiene un aprobado (5,1). Así, el líder de Bildu se sitúa en primera posición, siete décimas por encima de los segundos líderes mejor valorados, Miren Gorrotxategi (4,4) e Imanol Pradales (4,4), que suspenden.

Les sigue, en cuarto lugar, Eneko Andueza (4,0), a tan solo una décima de la quinta posición de Alba García (3,9).

Mientras que los peor valorados son el popular Javier de Andrés (3,0) y la líder de Vox, Amaia Mar- tínez (2,8).

En cuanto al líder preferido por los encuestados para liderar el País Vasco, el 30,9% asegura preferir que el próximo lendakari sea Pello Otxandiano, quedando muy cerca Imanol Pradales, elegido por un 28,0% de los encuestados.

La preferencia por Imanol Pradales es superior entre el espectro ideológico de derechas (el 44,8% quisiera al peneuvista en la Lehendakaritza), mientras que la preferencia por Pello Otxandiano es superior entre los votantes de izquierdas (el 61,7% lo prefieren).

En cuanto a la valoración de la actuación del Gobierno actual del País Vasco, encabezado por el lendakari Íñigo Urkullu (PNV), es positiva, con un 5,3 de media.

Principales problemas

La sanidad (33,2%) es el principal problema para los vascos, muy por encima del resto de preocupaciones. Así, le siguen a gran distancia problemas como la vivienda (12,6%), la inmigración (11,7%) o la situación económica (10,2%).

La sanidad es vista como un problema de manera significativamente superior entre los votantes de izquierdas (44,5%), mientras que la inmigración preocupa más a los votantes de derechas (20,4%).

La preocupación por la vivienda gana un peso importante en estas elecciones, lo que ha llevado a los partidos a centrar parte de su discurso en esta problemática. 

Pra-da-les, boinas a rosca y la bachata de Otxandiano

Correr para delante y para atrás, decir el apellido 'Pra-da-les' por sílabas, ponerse la boina a rosca o explicar el programa en un taxi son algunos de los vídeos que los candidatos vascos han colgado para recabar apoyos, una estrategia culminada por las canciones dedicadas a Otxandiano.

El primer vídeo que se hizo viral fue el que grabó Imanol Pradales recién elegido candidato del PNV. Volaron los comentarios tipo "¿Y este quién es?", y se puso el acento en que no tenía ningún apellido de origen vasco. El candidato replicó en un vídeo sonriente, silabeando su apellido: "Pra-da-les".

Al menos en los vídeos, no le falta humor: hace unos días se rio de sí mismo comentando su afición al running: "Dicen que corro raro", y se le veía en el vídeo avanzando y retrocediendo.

No es un vídeo, sino dos canciones anónimas —una aflamencada y otra latina— que han corrido como la pólvora. El equipo del candidato de EH Bildu dice no saber de dónde han salido, aunque están encantados con ellas. En una, a ritmo de bachata, un grupo canta: "Oh, Pello Otxandiano, aldaketa da orain, está en tus manos, oh, Pello, Pello lendakari". 

Andueza vuelve al pueblo Morales de Toro (Zamora), de mil habitantes, es el pueblo de donde emigró a Éibar la familia materna de Eneko Andueza, el candidato socialista. El eibarrés ha grabado allí un vídeo como guía turístico orgulloso de sus orígenes, en el que enseña la localidad.

Las redes exigen brevedad: Miren Gorrotxategi (Elkarrekin Podemos), se montó en Durango en un taxi y grabó un vídeo explicando su programa electoral en un minuto. Primero le dio la dirección al taxista: "Lehendakaritza".

El candidato del PP insiste en que Euskadi tiene que ser abierta. ¿Cómo plasmar esa idea en un vídeo? Poniéndose una txapela (boina) "cada uno como quiere. Todas son buenas, salvo a rosca. Sin rosca queda muy bien", dice De Andrés colocándose la gorra.