Continúa el misterio de las Clarisas de Belorado: nueva cuenta de Instagram y un "no nos vamos de la Iglesia"

Las monjas dicen que no están encerradas, secuestradas ni tampoco manipuladas. "A los que estáis preocupados por esto, tened un poco de paciencia", dicen desde su recién creado perfil en la red social
Imagen compartida por las monjas de Belorado. INSTAGRAM (@tehagoluz)
photo_camera Imagen compartida por las monjas de Belorado. INSTAGRAM (@tehagoluz)

Las religiosas Clarisas del monasterio de Belorado (Burgos) aseguran que no están encerradas, secuestradas, manipuladas ni alejadas de sus familias y, sobre todo, que "no se van de la Iglesia" y que desmentirán las informaciones que se han difundido desde que el lunes, a través de un comunicado, anunciaran que abandonaban la Iglesia católica.

En el mismo, firmado por la madre abadesa, sor Isabel de la Trinidad, en nombre de las dieciséis hermanas que forman la comunidad religiosa, indicaban que pasaban a estar bajo la tutela y jurisdicción de Pablo de Rojas Sánchez-Franco y su llamada Pía Unión Sancti Pauli Apostoli, que no están en comunión con Roma y cuyo fundador fue excomulgado en 2019.

A través de una cuenta en la red social Instagram (@tehagoluz), de reciente creación, las monjas han compartido un vídeo y una fotografía, en la que se ve a una decena de ellas con sus familias y con el religioso que las está acompañando en el proceso, miembro de la Pía Unión Sancti Pauli Apostoli, a las órdenes de Pablo de Rojas.

 

Junto a la imagen, un texto: "Hermanas llamadas cismáticas encerradas, secuestradas, manipuladas y alejadas de sus familias", con el que intentan desmentir las informaciones difundidas estos días. "No nos vamos de la Iglesia. Os lo iremos explicando. Así que a los que estáis preocupados por esto, tened un poco de paciencia", indicaron.

 

Las publicaciones en Instagram se suman a los contenidos que, durante toda la semana, han ido apareciendo en una página web también de reciente creación, www.tehagoluz.com, en el que las hermanas se presentan y que incluye, hasta el momento, el manifiesto católico y la carta en la que anuncian su salida.

Las Clarisas de Belorado, "conscientes del tsunami que se ha producido"

Las Clarisas de Belorado están respaldadas por sus familias en el interior del monasterio, donde se encuentra también Pablo de Rojas Sánchez Franco, el falso obispo excomulgado en 2019 y fundador de la Pía Unión Sancti Pauli Apostoli, bajo cuya tutela se han puesto las monjas.

Julio Mateo, el padre de Sión, la monja que protagoniza el vídeo que han difundido las Clarisas a través de Instagram, ha contado cómo se vive la situación en la comunidad religiosa.

Mateo aseguró que las religiosas están tranquilas y acompañadas de sus familias, negando algunas informaciones que parten del arzobispado de Burgos, que afirman que no pueden contactar con ellas. En su caso, lleva en el monasterio toda la semana, indicó. Mateo reconoció que hay preocupación, tanto entre las familias como entre las monjas, por su salida de la Iglesia católica, y entrada a la tutela de la Pía Unión, pero dijo que la decisión es "muy meditada" y es el "remate final" a una reflexión que llevan haciendo durante mucho tiempo.

"Son conscientes del tsunami que se ha producido", reconoció, pero las religiosas "lo veían venir", por eso ahora están convencidas de la decisión que ha tomado la comunidad porque la madre abadesa "no impone nada; es una democracia absoluta", insistió.

¿Un negocio inmobiliario con el monasterio de Orduña?

José Ceacero, supuesto sacerdote de la Pía Unión, acusó al arzobispo de Burgos de ser un "mentiroso compulsivo". Aseguró que sor Isabel de la Trinidad no ha judicializado la anulación de la compraventa del monasterio de Orduña, y negó que se trataba de un negocio inmobiliario pues "ahí se pierde dinero".

El origen del desencuentro es la intención de las Clarisas de Belorado de comprar el monasterio de Orduña, valorado en 1,2 millones.