lunes. 16.09.2019 |
El tiempo
lunes. 16.09.2019
El tiempo

El abogado de La Manada asegura que no tuvieron ningún altercado en la piscina de Palomares

Agustín Martínez Becerra, defensor de cuatro de los cinco miembros de La Manada. JAVIER CEBOLLADA (EFE)
Agustín Martínez Becerra, defensor de cuatro de los cinco miembros de La Manada. JAVIER CEBOLLADA (EFE)

Agustín Martínez refuta los puntos defendidos por el Ayuntamiento en un comunicado, citando que los miembros que acudieron el sábado al recinto fueron amonestados por los usuarios, generando una "importante alarma social" en el municipio

El abogado de cuatro de los cinco miembros de La Manada, condenados por abusar sexualmente de una joven en los Sanfermines de 2016, ha asegurado este martes que el pasado sábado no tuvieron problema alguno en la piscina de Palomares del Río, y ha negado que fueran increpados por gente de la misma.

El jurista, Agustín Martínez, en declaraciones a EFE, ha negado los puntos defendidos por el Ayuntamiento en un comunicado, que citaba que los miembros de La Manada que acudieron el sábado a la piscina del pueblo fueron increpados por los usuarios, generando una "importante alarma social" en el municipio, por lo que la alcaldesa accidental, Juana Caballero (IU), había querido avisar a la ciudadanía "para que esté alerta y no vuelva a ocurrir" en la localidad.

El letrado ha especificado que fueron sólo dos de los componentes del grupo los que estuvieron en Palomares, José Ángel Prenda y Jesús Escudero, acompañados por una decena de personas, incluidos padres de sus amigos, citados allí para celebrar un cumpleaños, y estuvieron en la piscina desde la una y media de la tarde, "sin que hubiera ni un solo problema, ni un solo incidente y ni un comentario hacia ellos".

"Estuvieron en la piscina, almorzaron, fueron a una zona distinta a jugar al dominó, tomando una copa o lo que quiso cada uno, y cuando se iban quedaban unas diez personas del grupo, y se fueron al campo de fútbol, se ducharon porque les llevó un empleado al que pidieron el favor. Se marcharon cada uno a su casa y no pasó absolutamente nada", ha dicho.

Con respecto al comentario de la alcaldesa accidental en relación a que un empleado les facilitó la entrada en la piscina, ha señalado que "alguien avisaría, y algún concejal llamó al empleado y le hizo referencia a por qué estaban allí, a lo que contestó que habían pagado su entrada como cualquier otra persona, y cuando le dijeron que eran personas declaradas non gratas en el pueblo, le dijo que eso no les limitaba el acceso a los edificios públicos".

Para Martínez, la nota de prensa emitida por el Ayuntamiento "es una salida de tono de la alcaldesa accidental que ha hecho exabruptos que no tienen nada que ver con lo que pasó, porque no hubo absolutamente nada, fue una tarde de piscina absolutamente tranquila y plácida y sin ningún problema".
 

El abogado de La Manada asegura que no tuvieron ningún altercado en...
Comentarios