domingo. 12.07.2020 |
El tiempo
domingo. 12.07.2020
El tiempo

El Gobierno ofrece extender la rebaja de cotizaciones a todos los Erte del Covid-19

Yolanda Díaz, conversando con el presidente de la CEOE. EFE
Yolanda Díaz, conversando con el presidente de la CEOE. EFE
La última oferta de Trabajo allana la conversión de las regulaciones por fuerza mayor en ajustes por causas económicas
con bonificación. A cambio, prohíbe al empresario las horas extra, externalizar servicios y realizar nuevas contrataciones

Extender la rebaja de las cotizaciones que ahora se aplican a los expedientes de regulación temporal de empleo (Erte) por fuerza mayor a los Erte por causas económicas, técnicas, organizativas y de la producción (Etop) derivados del Covid-19 es una de las propuestas que el Gobierno ha trasladado a las patronales CEOE y Cepyme y a los sindicatos CC.OO. y UGT en la última oferta con la que aspira a consensuar la extensión de estos ajustes laborales más allá del 30 de junio. Según el borrador al que tuvo acceso AGN —que este martes sindicatos y patronales trasladaron a sus órganos decisorios—, la idea es que todos los Erte que ocasionó la pandemia se beneficien de las mismas reducciones en las cuotas.

El esquema sería el siguiente. En las empresas de menos de 50 empleados, el Ministerio de Trabajo propone que el patrón se vea exonerado del 65% de la cotización de los trabajadores que reincorpore (ahora es del 70%), una rebaja que se reducirá al 40% en el caso de los que permanezcan en Erte (frente al 45% actual). En las compañías con plantillas mayores, la reducción se mantendría en el 45% para los asalariados que vuelvan al tajo y en el 30 para los que continúen en casa.

Mientras tanto sindicatos como patronal reivindicaron una rebaja mayor para los empleados inactivos, el Ejecutivo insiste en aplicar un descuento mayor en la cuota de los que recuperen la actividad. ¿El objetivo? Favorecer su reincorporación, aunque sea con reducciones de jornada. Y es que, para el erario público, el coste es sumamente gravoso. Al pago de las prestaciones por desempleo —solo en mayo el Sepe abonó un récord de 5.100 millones de euros a parados y afectados por un Erte— se suma la caída de ingresos por cotizaciones de la Seguridad Social, que a su vez se nutre de estos fondos para pagar la nómina mensual de pensiones.

Yolanda Díaz sostiene que el hecho de pactar con los agentes sociales la prórroga de los Erte aporta al país una "enorme certidumbre"

El planteamiento del departamento que dirige Yolanda Díaz contempla que estos ‘incentivos’ se apliquen en los meses de julio, agosto y septiembre en el caso de los Erte de fuerza mayor, que descarta prorrogar más allá del inicio del otoño. Por otra parte, ante la oposición de los agentes sociales, el Ejecutivo ha dado marcha atrás en su intención de seguir reduciendo gradualmente las exenciones.

En cuanto a los Erte Etop, el esquema de reducciones de las cuotas se aplicará tanto a los expedientes que sean fruto de una conversión de un Erte por fuerza mayor, como a los que se tramiten antes de la entrada en vigor de la nueva regulación, que el Gobierno validará el viernes en un Consejo e Ministros extraordinario. El borrador estipula que las regulaciones "vigentes a la fecha de entrada en vigor" del futuro decreto seguirán "hasta la fecha prevista en la comunicación final de la empresa". En la práctica, esto implica que los sectores más lastrados por el Covid-19 se beneficiarán de la rebaja de cuotas más allá de septiembre con los Erte Etop.

El gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos, llama a extender los Erte e insta al Gobierno a ampliar los créditos con aval del Ico

FIN DE LA FUERZA MAYOR. Con el nuevo marco, la autoridad laboral no podrá tramitar nuevos Erte por fuerza mayor motivados por el coronavirus y también se eliminará la distinción entre los expedientes por fuerza mayor total —para las empresas que no pueden reanudar la actividad— y parcial —para las que operan con parte del plantel—. Ahora, las empresas con menos de 50 empleados que siguen cerradas tienen una exención total de cotizaciones, una ratio que queda en el 75% en las de mayor tamaño.

HORAS EXTRA. Entre las contrapartidas para los empresarios que apliquen un Erte figura la prohibición de "realizar horas extraordinarias", externalizar la actividad o efectuar nuevas contrataciones, "ya sean directas o a través de empresas de trabajo temporal". Solo se contempla un supuesto: que por su "formación, capacitación u otras razones objetivas y justificadas" el asalariado afectado por un ajuste no pueda realizar las funciones que el empresario demanda. Además, se mantiene hasta el 30 de septiembre el veto al despido por causas objetivas y la suspensión de los contratos de los trabajadores temporales afectados por un Erte. En esta línea, quedará prohibido repartir dividendo este año en las empresas que apliquen un ajuste, a no ser que devuelvan las cotizaciones de las que se libraron. Otra línea roja es que las sociedades con sede en paraísos fiscales no podrán acogerse a los Erte bonificados.

RESPALDO. Todo indica que Trabajo contará con el respaldo de los agentes sociales. "El cambio será muy poco, si lo hay", apuntaron este martes a AGN fuentes conocedoras de la negociación, que explicaron que, para la CEOE, los principales puntos de fricción radican en el mantenimiento del empleo por seis meses al finalizar la regulación y en la rebaja de la cuota social de los trabajadores que sigan en Erte. A las puertas de la reunión que se celebrará este miércoles, la ministra Yolanda Díaz auguraba que el acuerdo "está muy cerca", renovando su apuesta por que "los agentes sociales vuelvan a darse la mano". En un escenario en el que algo más de 2 millones de trabajadores siguen afectados por una regulación, el líder de CC OO, Unai Sordo, admitió que la última propuesta de Moncloa "es razonable".

El Gobierno ofrece extender la rebaja de cotizaciones a todos los...
Comentarios