Enagás paga 54 millones a Reganosa por su red de gasoductos en Galicia

La energética gallega se hace con el 25% de la regasificadora asturiana del Musel por 95 millones y Enagás pasa a promover el hidroducto entre Guitiriz y Zamora para que opere en 2030

Emilio Bruquetas y Arturo Gonzalo. EP
photo_camera Emilio Bruquetas y Arturo Gonzalo. EP

Enagás pasa a controlar el total de la red troncal de transporte de gas natural gallega tras pagar 54 millones de euros por los 130 kilómetros desarrollados por Reganosa, que, a su vez, entra en el capital de la regasificadora del Musel, en Gijón, al hacerse con el 25% del capital por 95 millones. El 75% restante queda en manos de Enagás.

Esta última operación permitirá aprovechar las sinergias que se darán entre esta planta —que comenzará a operar en breve— y la regasificadora de Mugardos, dos actores claves para garantizar la seguridad del suministro en un escenario en el que Europa trata de reducir su dependencia energética, sobre todo del gas ruso.

Galicia era la única comunidad en la que Enagás —que tiene entre sus acccionistas a Amancio Ortega (5%) y el Estado, a través de la Sepi (5%)— no controlaba la totalidad de la red de transporte. Con esta operación, se convierte en el único transportista y gestor del sistema (TSO) de España. Enagás ya era titular del gasoducto Tui-Vilalba —con 212,8 kilómetros y que continúa hacia Llanera, en Asturias, conectando con la regasificadora de Gijón— y del ramal entre Pontevedra y Ourense, de 182,71 kilómetros.

Los 130 kilómetros en manos de Reganosa, con presión de 80 bares y que ya estaban incluidos en la red troncal española, enganchan la terminal de GNL de Mugardos con el gasoducto Tui-Llanera en Guitiriz y Abegondo, además de transportar el combustible a los ciclos combinados de As Pontes y Sabón, a la refinería de A Coruña, y de surtir a As Pontes y Cerceda. La red hasta ahora en manos de la multinacional gallega comprende, además, tres estaciones de regulación y medida y 13 posiciones de válvula.

Hidrógeno verde

El futuro del hidrógeno verde es otra pata de este acuerdo. Reganosa cede a Enagás su posición como promotor del hidroducto entre Guitiriz y Zamora, una infraestructura clave para que Galicia se enganche al H2Med, que impulsarán España, Francia, Portugal y Alemania. La canalización está pendiente de que la UE decida si la declara o no proyecto de interés común (PCI) para recibir financiación comunitaria. Enagás —que presentó en diciembre otro PCI con apoyo del Gobierno central trazando una red troncal que dejaba fuera a Galicia— asume el compromiso de impulsar esta infraestructura y su conexión con Portugal para que entre en operación en 2030, en línea con el H2Med.

En un comunicado remitido a la CNMV, las compañías explican que queda "garantizada la total integración de la producción de hidrógeno renovable" en la zona con los futuros corredores peninsulares. Entre otros proyectos, Galicia tiene encima de la mesa una gran planta de H2 verde promovida en As Pontes por EDP y Reganosa que, a su vez, proyecta otro complejo con Naturgy y Repsol en Meirama. La energética gallega apoyará a Enagás para agilizar "al máximo" la aprobación del hidroducto Guitiriz-Zamora como PCI.

En cuanto a la regasificadora de El Musel, tiene, al igual que la planta de Mugardos, capacidad para almacenar 300.000 metros cúbicos (m3) de GNL.

La Xunta da su aval, supeditado a las inversiones

Como accionista de Reganosa Holdco junto al Grupo Tojeiro, la Xunta calificó este martes de "positiva e de enorme importancia para o sector enerxético en Galicia" la alianza con Enagás. El Ejecutivo gallego ha dado su visto bueno a la operación, un apoyo "condicionado" a que Enagás concrete "investimentos en infraestruturas e mellora do servizo". El Ejecutivo de Alfonso Rueda incide en que el gasoducto Guitiriz-Zamora es "unha peza fundamental" para el desarrollo de los proyectos industriales gallegos.

"Esta alianza alicata el futuro, pone los cimientos para que todas las infraestructuras clave en el desarrollo de los gases renovables se construyan y operen al servicio del sistema", señala el director general de Reganosa, Emilio Bruquetas, que incide en las condiciones "excepcionales" del noroeste para producir hidrógeno verde y biogás.

"Es un acuerdo histórico, que fortalece el sistema gasista español y favorece nuestro plan de inversiones en Galicia", explicó el CEO de Enagás, Arturo Gonzalo, que avanza que ambas firmas explorarán "nuevas posiblidades de colaboración".

Comentarios