sábado. 28.05.2022 |
El tiempo
sábado. 28.05.2022
El tiempo

El Gobierno y las automovilísticas empezarán a repartir las ayudas a la compra de coches

El Gobierno y las marcas automovilísticas adelantarán desde el próximo lunes, 18 de mayo, 1.500 euros en ayudas directas para la compra de automóviles, según ha anunciado el ministro de Industria, Miguel Sebastián.

Sebastián, que se ha reunido con los consejeros de industria de las comunidades autónomas para coordinar estas ayudas, ha apuntado que la negociación para que se sumen a las ayudas dichas administraciones sigue su curso ''en un buen ambiente'' para que las ayudas totales puedan alcanzar el importe de 2.000 euros.

La urgencia de la medida, el ministro la explicó en la necesidad de dar una repuesta urgente a los consumidores para evitar que el desplome de los mercados automovilísticos vaya más allá de lo que lo ha hecho en los últimos meses.

Es por ello, que el titular de Industria, reseñó que en este fin de semana hay ''tiempo de sobra'' para que las comunidades autónomas se puedan implicar en esta iniciativa.

Coordinación
El ministro hizo hincapié en la necesidad de una plena coordinación entre las comunidades autónomas en la asunción de la medida, porque una aplicación unilateral y descoordinada puede incidir negativamente en la uniformidad de los mercados.

Sebastián informó de que con las marcas automovilísticas el Gobierno ya cuenta con el apoyo a la medida y añadió que están ''entusiasmados'' con su puesta en marcha.

El ministro no quiso concretar las comunidades en la que puede haber más recelos respecto a sumarse a la aportación de 500 euros, pero puntualizó que al final ''los ciudadanos tienen que saber las comunidades que les facilitarán una ayuda de 2.000 euros y aquellas en las que el importe se limitará a 1.500 euros''.

Hasta 2.000 euros
El ministro de Industria, Turismo y Comercio, Miguel Sebastián, se reunió con los consejeros del ramo de las distintas Comunidades Autónomas para perfilar y coordinar las ayudas directas a la compra de automóviles anunciadas este martes en el debate sobre el estado de la nación por el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero.

La propuesta del jefe del Ejecutivo se centraba en un importe de 2.000 euros, repartidos entre las aportaciones de 500 euros del Gobierno central, otros 500 de las autonomías y los mil restantes de los fabricantes de automóviles.

Galicia evaluará el impacto de la medida
La mayor parte de las autonomías ya se han decantado por colaborar en este medida de impulso a la demanda de automóviles, e incluso, algunas como Murcia, Valencia y Madrid, ya habían arbitrado antes del anuncio actuaciones en esta línea o de otra índole, siguiendo el ejemplo pionero de Navarra.

Sin embargo, el conselleiro de Economía de la Xunta de Galicia, Javier Guerra, ha lamentado que Zapatero haya anunciado la colaboración de las Comunidades Autónomas sin contar antes con su opinión, aunque se ha comprometido a evaluar el impacto de esta medida.

Las automovilísticas, satisfechas

Por su parte, las marcas automovilísticas, tanto las que cuentan con tejido industrial en España como las que operan en calidad de importadoras, no han ocultado su satisfacción por la medida y, consecuentemente, la apoyarán con esa cantidad de mil euros.

El sector automovilístico español ha pedido la aplicación y concreción urgente de las ayudas para evitar un desplome del mercado, muy castigado en los últimos meses con fuertes caídas de ventas a causa de la crisis económica y los duros requisitos del sector financiero para conceder préstamos al consumo por temor a un repunte de la morosidad.

''Que pague el Gobierno''
Sin embargo, no llueve a gusto de todos. Este mismo miércoles, la Confederación de Empresarios de Pontevedra (CEP) criticaba la decisión del Gobierno central de incluir a los fabricantes del sector de la automoción y a las Comunidades Autónomas en el plan de ayudas directas a la compra de automóviles.

Según explicó la CEP, el sector de la automoción requiere una ayuda directa por parte de la propia Administración estatal, sin la intervención ni de fabricantes ni de autonomías, ya que sostiene que es ''uno de los que más sufre las consecuencias de la actual crisis''.

La patronal pontevedresa argumentó que tanto fabricantes como concesionarios realizaron un ''considerable esfuerzo'' en los últimos meses y, en el caso de las comunidades, no se conoce si cuentan con suficiente liquidez para afrontar esta compensación. Además,  calificaron de ''claramente insuficiente'' la cantidad de 500 euros que tiene previsto aportar el Ejecutivo central.

El Gobierno y las automovilísticas empezarán a repartir las ayudas...
Comentarios