Jueves. 20.09.2018 |
El tiempo
Jueves. 20.09.2018
El tiempo

Paco Vázquez: veteranía a golpe de medalla

Paco Vázquez durante un entrenamiento en el río Miño. XESÚS PONTE
Paco Vázquez durante un entrenamiento en el río Miño. XESÚS PONTE

El palista lucense Paco Vázquez puede presumir de un largo palmarés a bordo de su piragua. Más de 40 medallas conseguidas en campeonatos mundiales y europeos avalan a un deportista que a sus 57 años sigue cosechando metales para el piragüismo lucense

Un ejemplo de pundonor, veteranía y pasión por la piragua. Esas son tres cualidades que se pueden aplicar en la figura de Paco Vázquez, un hombre que a sus 57 años ha cosechado más de 40 medallas sobre su piragua, tanto en campeonatos Europeos como Mundiales.

El mapa de Paco Vázquez, sobre el que ha puesto su sello en un sinfín de paises, tiene marcado en rojo su próximo objetivo, el campeonato del Mundo de maratón que se disputará en la localidad portuguesa de Vila Verde durante el mes de septiembre.

El palista lucense sigue teniendo la misma ilusión que la primera vez que se subió a una piragua, y marca la fecha en el país luso como su propósito más importante a corto plazo. "Ahora toca el campeonato del Mundo en Vila Verde, Portugal. Este a día de hoy es el más importante para mi y para el que me llevo preparando todo este tiempo. Competiré tanto en k-1 como en k-2, siempre compito en las dos con disciplinas, la segunda junto a mi compañero palentino Juan Carlos Villalobos, que además es mi rival en k-1, un contrincante importante", asegura un Paco Vázquez que denota en sus palabras que la juventud es un estado mental y no cuestión de edad.

"Aunque entrenamos todo el año para la competición, lo más importante es el compañerismo", asegura Paco Vázquez

El palista además reconoce que la confianza y la rivalidad con su compañero de batallas en el k-2 está por encima del enfrentamiento. "No es una cosa de mucha profesionalidad, al correr en categorías de veteranos, y aunque entrenamos todo el año para la competición, ante todo lo más importante es el compañerismo. Aunque corremos como selección nacional, en realidad no lo somos, no estamos concentrados, tenemos un trabajo a parte de la competición... y la clave es que tenemos muy buena relación", asiente.

Uno de los grandes hándicaps de no ser un profesional al uso radica en el tema económico, aunque reconoce que esto también permite disfrutar de los parajes que visitas una vez finalizada la competición. "El año pasado gané el k-1 en Sudafrica. El problema de todo son los viajes y el dinero que se gasta uno, porque los viajes los pagamos nosotros y al final la compensación queda en el reconocimiento personal. Hay gente que tiene algún esponsor y eso le puede ayudar económicamente, pero eso es a nivel individual de cada uno", reconoce el laureado palista lucense.

"Nosotros tenemos normalmente que encargarnos de todo, los viajes, el transporte de la piragua... aunque si que es cierto que la federación española de piragüismo nos echa una mano en algunas cosas", declara un hombre que, a pesar de las dificultades tanto personales como económicas que conlleva competir, y de su escaso gusto por la dureza de los viajes, no comprende su vida lejos de una piragua.

"Lo de viajar se lleva fatal, una vez que estas allí muy bien, pero por ejemplo en Sudáfrica fueron 48 horas de viaje. Una vez que llegas pues te quedas por allí a ver algo del país y es lo que compensa. Gracias a esto por lo menos voy conociendo mundo. En los últimos años el único torneo del extranjero al que me quedó por ir fue el de EE.UU, porque era económicamente muy costoso", añade Paco Vázquez.

La fórmula de la eterna juventud no existe, se consigue a base de trabajo y constancia, un esfuerzo constante que el piragüista conoce muy bien.

"Mantenerse en el piragüismo motivado es en parte gracias a los compañeros, que te animan y te fuerzan a continuar. Además es algo que dejas de hacer 15 días y ya lo echas de menos. También influye que me encanta el deporte y esto tiene la ventaja de que físicamente te cuidas más", apunta un Paco Vázquez que sigue una rutina de entrenamientos muy estricta, y no solo a lomos de la piragua, si no también trabajando la carrera, una forma esencial de entrenar de cara a los porteos .

"En esta época siempre estoy muy bien, voy de menos a más. Además de la piragua complementamos el entrenamiento con carrera. En el campeonato del Mundo en Portugal los porteos van a ser cortos, pero aún así hay que seguir entrenando", declara.

Paco Vázquez es una institución en este deporte que además demuestra que la edad no es obstáculo para triunfar.

Competición
Portugal es el próximo objetivo

 
El principal objetivo de Paco Vázquez a nivel competitivo será el Mundial de piragüismo que disputará este mes de septiembre, entre los días 3 y 4, en Prado Vila Verde, Portugal. El palista destacó que siempre va a competir "con aspiración de lograr medalla", y aunque no logre su objetivo, admite que "siempre se entrena para eso".

 Además incide en que prevee un duro desafío en este Mundial ya que sus rivales llegan bien preparados. "En Portugal puede que haya mucho nivel. En el Europeo de maratón de Croacia disputado el pasado mes de julio no hubo demasiado, y es un síntoma de que la gente se está reservando más para el Mundial", aseguró Vázquez.

 

Paco Vázquez: veteranía a golpe de medalla
Comentarios