martes. 07.04.2020 |
El tiempo
martes. 07.04.2020
El tiempo

Una final inconveniente

Cvetkovic avanza ante Llovet en el Breogán-Obradoiro del sábado. J.VÁZQUEZ
Cvetkovic avanza ante Llovet en el Breogán-Obradoiro del sábado. J.VÁZQUEZ

El Cafés Candelas Breogán disputa la final de la Copa Galicia ante el Obradoiro en Marín

El Breogán y el Obradoiro repetirán un enfrentamiento que será muy diferente al vivido cuatro días. Si el pasado sábado jugaron un derbi en competición oficial, en la élite del baloncesto español, esta noche (21.00 horas, TVG 2) en Marín lo harán en la final de la Copa Galicia en un momento delicado para ambos por las bajas que acumulan los dos equipos y la proximidad de la jornada de la ACB.

Con el duelo ante el Ucam en Murcia en el horizonte (sábado, 18.00) y la mente puesta en su primera victoria lejos del Pazo, el Breogán debe afrontar un compromiso que siempre se quiere ganar ante el peor rival posible, pero buscando minimizar los riesgos en forma de lesiones y de un impacto físico para el sábado.

"Va a ser un partido muy diferente. El del sábado fue un partido de Liga con todos los ingredientes que tenía un duelo de esas características y una buena preparación. Este es un partido en el que ninguno de los dos va a tomar más riesgos de los necesarios y que aprovecharemos para repartir un poco los minutos. No creo que ninguno de los dos equipos haya preparado este partido. Nos estamos centrando más en lo verdaderamente importante, que es la competición de la ACB", destacó el entrenador del Breogán, Natxo Lezkano.

"Creo que a nivel táctico será diferente porque también habrá jugadores diferentes. Nosotros no vamos a preparar nada para ese partido, sino que estamos más centrados en el partido de Murcia que en el de Obradoiro", añadió.

El Breogán no contará con los tocados Alec Brown y Sulejmanovic ni con los lesionados Tarence Kinsey, Ricardo Úriz y Henk Norel en un duelo de mínimo riesgo. "Quiero acabar el partido con los mismo jugadores con los que lo empecé", declaró Lezkano. "No me gustaría que fuera un partido amistoso y sí lo más serio posible, pero es cierto que no vamos a tomar ningún riesgo y los jugadores que están tocados o que vienen sufriendo dolencias en los últimos partidos no van a jugar", dijo el técnico vasco, quien aseguró que Salva Arco "igual puede jugar algún minuto mañana (por este miércoles)".

También podría jugar Yankuba Sima, quien llegó a Lugo "con buen ánimo, dispuesto a ayudar, entrenar duro, sacrificarse. Le veo bastante bien".

El Breogán llega a la final de la Copa Galicia tras su triunfo ante el Obradoiro en la ACB . "Después de ganar siempre estás mejor. Estamos tratando de recomponernos a nivel físico. Nos pasó factura el tema de la lesión de Kinsey y la recaída de Alec Brown, que no entrenó estos días y probablemente no juegue mañana. Estamos centrados en el siguiente compromiso, más allá del duelo ante el Obradoiro, que es el de Murcia".

"Es un partido que nos viene muy mal. Es un viaje, aunque corto porque son dos horas, que se juega a las nueve y llegaremos de madrugada. Prácticamente te fastidia el día siguiente, que es el más importante que tenemos porque el viernes viajamos a Murcia, que es un partido importante. No tener muchas rotaciones tampoco nos va a ayudar. La semana siguiente habría venido mejor", dijo Lezkano.

Una final inconveniente
Comentarios